Quiche de verduras

Si quieres elaborar una apetitosa quiche, aquí tienes una propuesta con espárragos, tirabeques, judías verdes redondas y guisantes. La masa se realiza con harina, mantequilla, huevos y sal.

QUICHE DE VERDURAS DE TEMPORADA_resultado final
Jani Paasikoski
4 personas
50 min
286 Cal

4

(1 voto)

Temporada:

Primavera

Técnica:

Horno

Tipo Plato:

Primeros platos y entrantes

Precio:

€ €

Dificultad:

Fácil

Las quiches siempre son una excelente idea para triunfar en la cocina. Son sencillas de hacer, quedan muy vistosas, se pueden rellenar de muchísimos ingredientes y, además, como son fáciles de transportar, se pueden llevar de picnic o en una cena al fresco. Hoy te explicamos cómo hacer una quiche con espárragos, tirabeques, judías verdes redondas y guisantes. Una deliciosa propuesta, con verduras primaverales, llena de vitaminas, minerales y fibra.

Aunque puedes comprar la masa quebrada ya hecha, nosotros te proponemos hacerla en casa. Realizarla no tiene ninguna complicación y el resultado será espectacular. La masa de la quiche se hornea dos veces. En primer lugar, debes cocerla en blanco durante unos 10 minutos hasta que esté doradita. Luego, una vez esté fría, ya puedes verter la mezcla de huevos, nata, queso y verduras. Hornéala 20 minutos más y… lista. Si sigues nuestros consejos conseguirás una quiche deliciosa y con una masa muy crujiente.

Las quiches se pueden hacer con infinidad de ingredientes y siempre están deliciosas. Puedes hacerla con beicon, calabacín y queso, con salmón y verduras o con langostinos y pimientos

Ingredientes paraQuiche de verduras

  • 200 gramos de Harina De Trigo
  • 100 gramos de Mantequilla
  • 3 Huevos
  • 6 Espárragos Verdes
  • 12 Tirabeques
  • 12 Judías Verdes redondas
  • 50 gramos de Guisantes
  • 200 mililitros de Nata Líquida
  • 50 gramos de Queso rallado
  • 2 ramitas de Perejil
  • Sal
  • Pimienta Negra

Compra los ingredientes de esta receta en el supermercado on-line del Corte Inglésclicando aquí

Cómo hacer quiche de verduras

1. Elabora la masa

Mezcla en un bol la harina, la mantequilla cortada en dados, 1 huevo y una pizca de sal. Amasa hasta obtener una masa bien homogénea y lisa. Forma una bola, envuélvela en film de cocina y déjala reposar durante 30 minutos en la nevera.

1. Elabora la masa

2. Prepara el relleno

Recorta el tallo de los espárragos para que sean más o menos de la misma medida que los tirabeques y las judías. Lava bien las verduras y escúrrelas. 

2. Prepara el relleno

3. Cuece la quiche

Sobre una superficie enharinada, extiende la masa con el rodillo hasta que quede una capa fina de la medida del molde. Cubre el fondo y las paredes con la masa, apretando con los dedos, sin que sobresalga por los lados. Pínchala con un tenedor y hornéala a 180° unos 10 minutos, hasta que esté dorada. Déjala enfriar, fuera del horno.

3. Cuece la quiche

4. Bate los huevos y la nata

Mientras se enfría la quiche, casca los otros huevos en un bol, añade la nata y mezcla bien con una cuchara de madera. Luego, agrega el queso rallado, salpimienta y vuelve a remover hasta que todo esté bien integrado.

4. Bate los huevos y la nata

5. Incorpora las verduras

Vierte la mezcla dentro de la masa horneada y coloca radialmente los espárragos, los tirabeques y las judías. Agrega los guisantes pelados.

5. Incorpora las verduras

6. Hornea la tarta salada

Introduce la quiche de verduras en el horno y cuécela a 180° unos 20 minutos más. Retira y deja reposar antes de servir.

6. Hornea la tarta salada

Ideas para que la quiche de verduras quede exquisita

  • Antes de introducir la masa en el molde, coloca una hoja de papel de hornear en el fondo para que no se pegue. Luego, será más fácil extraer la quiche.
  • Cuando incorpores la harina, es importante tamizarla para que caiga sin grumos ni apelmazamientos. Para ello, pásala a través de un colador.
  • Al elegir el queso rallado, decántate por uno que sea fundente y cremoso. Por ejemplo, quedarán muy bien el gruyer, el emmental, el gouda o el cheddar.
  • A la hora de limpiar los espárragos ten cuidado con las puntas porque son muy frágiles y se pueden romper. Corta siempre la parte del final que es más dura.
  • Si quieres enriquecer esta tarta salada, añade en el momento de hornear unos trocitos de queso de cabra, de jamón serrano, de pavo o beicon. También le puedes agregar unos frutos secos. Con piñones o granillo de almendras, estará deliciosa.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?