Muy habituales en la zona norte de España, sobre todo en Asturias, las verdinas son una variedad de alubias, de pequeño tamaño, que se recolectan cuando el grano todavía está inmaduro, de ahí su bonito color verde, y se cuelgan en un lugar oscuro y muy ventilado para que se sequen. Ideales para acompañar cualquier pescado o mariscos, destacan por tener una piel fina, una textura mantecosa y un sabor tan fresco y delicado que las convierte en una auténtica maravilla. Hoy te proponemos cocinarlas con gambas y almejas. Sírvelas un día que tengas invitados a comer y… triunfarás.

A la hora de cocinarlas, ten en cuenta que, antes, debes dejarlas toda la noche en un recipiente con agua y sal. Al día siguiente, durante la cocción con las hortalizas y el laurel, "asústalas" 3 veces con agua fría para que no se deshagan. Luego, mézclalas con el guiso de gambas y almejas. ¡Ya verás lo ricas que quedan!

¿Quieres descubrir otras recetas con alubias? No te pierdas las verdinas en salsa verde con almejas y navajas, de El Faro de Cádiz, las alubias de Santa Pau con berberechos y langostinos o el potaje de judías blancas con mejillones.

Ingredientes paraVerdinas con gambas y almejas

  • 500 gramos de Alubias Verdinas
  • 250 gramos de Almejas
  • 8 Gambas
  • 1 Cebolla
  • 1 Zanahoria
  • 1 Cabeza De Ajos
  • 1 hoja de Laurel
  • Perejil
  • 50 mililitros de Vino Blanco
  • 4 cucharadas de Aceite
  • Sal

Cómo hacer verdinas con gambas y almejas

1. Deja las verdinas en remojo

La víspera, deja las verdinas en remojo en un recipiente cubiertas con agua. Tira el agua y colócalas en una olla cubiertas con agua.

1. Deja las verdinas en remojo

2. Coloca las hortalizas en un olla

Pela la cebolla. Pela también los ajos, reservando un par de dientes. Raspa y lava la zanahoria. Pon todas estas hortalizas en la olla. Agrega la hoja de laurel, lavada, y 2 cucharadas de aceite.

2. Coloca las hortalizas en un olla

3. Cocina las alubias

Cocina a fuego fuerte hasta que rompa el hervor, luego, baja a fuego muy suave y deja unas 2 horas. Ajusta de sal.

3. Cocina las alubias

4. Pon las almejas en agua y sal

Pon las almejas en un bol con agua y sal para que suelten la arenilla, al menos durante 30 minutos, escúrrelas y enjuágalas. Pela las gambas y reserva.

 4. Pon las almejas en agua y sal

5. Dora los ajos

Pela los 2 ajos reservados y córtalos en láminas. Dóralos en una sartén con el aceite restante.

5. Dora los ajos

6. Añade las gambas

Añade las colas de gamba a la misma sartén. Dóralas por ambos lados 1 minuto, retíralas junto con los ajos y resérvalas.

6. Añade las gambas

7. Agrega las almejas

Incorpora a la sartén las almejas escurridas, riega con el vino blanco y cocina hasta que se abran.

7. Agrega las almejas

8. Mezcla con las verdinas

Incorpora las almejas y las gambas a la cazuela, apaga el fuego y deja reposar unos minutos. Espolvorea con el perejil picado y sirve.

8. Mezcla con las verdinas

Consejos y variantes para las verdinas con gambas y almejas

  • Este guiso se puede hacer con otro tipo de alubias. Con las de Santa Pau, por ejemplo, quedará fantástico.
  • En lugar de gambas y almejas puedes usar langostinos, berberechos, cigalas
  • Si quieres que las verdinas queden un poco más caldosas, una vez estén cocidas, retira un vaso del caldo de cocción y la cebolla, viértelos en el vaso de la batidora y tritura. Añade esta preparación a la cazuela, junto con las alubias.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla