El escabeche es una preparación tradicional que alarga la conservación del plato y va muy bien para tener en la nevera y sacar justo en el momento de servir. No es difícil, para nada, pero sí que conviene seguir los pasos al pie de la letra para que te quede en su punto. Lo primero es llevar a ebullición unos 15 minutos la cebolleta y la zanahoria a rodajas, en una cazuela con agua, aceite, vinagre, ajos, pimienta en grano, laurel, hierbas aromáticas y sal. Después de ese tiempo, se introduce la caballa, de una en una, pero solo se sumerge el tiempo justo para que cambie de color. Luego se van retirando con cuidado y al final se cubren con el líquido del escabechado y se pasa a la nevera en cuanto se enfríe.

Si te gusta el escabeche, prueba otro clásico, las sardinas en escabeche con zanahorias y cebolla, o más sofisticadas, las perdices en escabechelas codornices o el conejo en escabeche con cebollas.

Ingredientes paraEscabeche de caballa con cebolleta y zanahoria

  • 4 Caballas
  • 1 Cebolleta
  • 3 Zanahorias
  • 2 Dientes De Ajo
  • 1 ramita de Tomillo
  • 1 ramita de Romero
  • Laurel
  • ½ vaso de Vinagre
  • 1,5 vasos de Aceite De Oliva
  • Sal
  • Pimienta Negra

Cómo hacer escabeche de caballa con cebolleta y zanahoria

1. Limpia las caballas

Retira la cabeza de las caballas, ábrelas por la parte inferior y elimina las tripas. Hazles un corte al lado de la espina con un cuchillo afilado y ábrelas en forma de libro, dejando la espina pegada a un lado. Lávalas bajo el grifo del agua y escúrrelas bien.

1. Limpia las caballas

2. Prepara el escabeche

Pela las zanahorias y córtalas en rodajas. Limpia la cebolleta, córtala en lonchas y colócalas en una cazuela con un vaso de agua, el aceite, el vinagre, las rodajas de zanahoria, los ajos partidos, la pimienta en grano, el laurel, las hierbas aromáticas y una pizca de sal. Deja cocer, con la cazuela tapada, durante 15 minutos a partir del momento de la ebullición.

2. Prepara el escabeche

3. Mete las caballas

Sumerge las caballas en el escabeche caliente, una a una, el tiempo justo para que cambien de color y queden poco cocidas. 

3. Mete las caballas

4. Reserva en la nevera

Retíralas con ayuda de una espumadera, procurando que no se rompan y disponlas en un recipiente de paredes bajas. Agrega el escabeche por encima y resérvalas en la nevera o en un lugar fresco durante un mínimo de 24 horas antes de servirlas.

4. Reserva en la nevera

Cómo hace un escabeche de caballa con cebolleta y zanahoria perfecto

  • En nuestra receta solo sumergimos las caballas en el escabeche con cebolla y zanahoria unos minutos hasta que cambia de color. Pero también puedes prepararla previamente enharinada y pasada por la sartén.
  • Según el tamaño de las caballas que hayas comprado y de las fuentes, puedes también hacer la receta cortada a trozos.
  • Después de una noche en la nevera estará mucho más intenso de sabor. Y, si no quieres tomarlo frío, también puedes calentar un poco las raciones que vayas a consumir.
  • También puedes cambiar la cebolla cortada a rodajas por cebollitas francesas. Y añadir alguna verdura más, como pimiento verde.

¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla