CARNES

Solomillo de ternera con puré de zanahoria y rúcula

Personas:
4
Tiempo:
25 min
Calorías:
331 Cal
paso_a_paso_para_realizar_solomillo_de_ternera_con_pure_de_zanahoria_y_rucula_resultado_final
Ingredientes
4 solomillos de ternera de 125 g cada uno
1 Ramita romero
2 cda aceite de oliva
sal
pimienta
8 zanahorias para acompañar
1 cebolla pequeña para acompañar
150 ml caldo de pollo para acompañar
125 g rúcula para acompañar
3 cda aceite de oliva para acompañar
sal para acompañar
sal gorda para acompañar
pimienta para acompañar
Dieta: Baja en calorías , Mediterránea
Temporada: Todo el año
Técnica: Plancha
Tipo Plato: Segundos platos y platos principales
Precio: € €
Dificultad: Fácil
¿Te ha gustado?
Vota esta receta:
3 (4 votos)
Elaboración:
_blank
Paso 1

Raspa las zanahorias, lávalas y sécalas con una hoja de papel de cocina. Despúntalas y córtalas en rodajitas finas. Pela la cebolla, pícala y sofríela durante 6 minutos en una sartén antiadherente con el aceite, hasta que se haya dorado ligeramente.

paso_a_paso_para_realizar_solomillo_de_ternera_con_pure_de_zanahoria_y_rucula_triturar_las_zanahorias_con_la_cebolla
Paso 2

Vierte el caldo en un cazo y llévalo al fuego. Añade las rodajas de zanahoria, caliéntalo hasta que rompa a hervir, y cuece a fuego medio durante 8 minutos. Pon la zanahoria en el vaso de la batidora, añade la cebolla y tritura hasta que consigas un puré espeso. Salpimiéntalo y pásalo por el chino si te gusta con una textura más fina.

paso_a_paso_para_realizar_solomillo_de_ternera_con_pure_de_zanahoria_y_rucula_asar_el_solomillo
Paso 3

Lava las hojas de rúcula y sécalas muy bien con una hoja de papel de cocina. Limpia los solomillos de posibles restos de grasa y salpimiéntalos. Engrasa una sartén con unas gotas de aceite, caliéntala, y añade la carne: cocínala por las dos caras hasta dejarla al punto que te guste y retírala del fuego.

paso_a_paso_para_realizar_solomillo_de_ternera_con_pure_de_zanahoria_y_rucula_cortar_la_carne_en_rodajas
Paso 4

Corta los solomillos en láminas de 1 cm de grosor, espolvoréalas con sal gruesa y sírvelas enseguida sobre una cuna de puré de zanahoria y la rúcula a su lado aliñada a tu gusto (con aceite, sal, pimienta...).

El truco:
Prueba a aromatizar el puré de zanahoria añadiéndole unas cucharaditas de curry.
Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?