Polos de cheesecake

¿A que nunca se te había ocurrido preparar un pastel de queso en forma de polo? Aquí tienes una variedad helada, con frambuesas y galletitas. ¡Están deliciosos!

POLOS DE CHEESECAKE.
4 personas
30 min
260 Cal

4

(28 votos)

Dieta:

Mediterránea

Temporada:

Verano

Técnica:

Técnica mixta

Tipo Plato:

Postres

Precio:

€ €

Dificultad:

Fácil

Si eres fan de los cheesecake y, siempre que puedes, te preparas esta tarta de queso, aquí tienes una idea especial a la que no podrás resistirte: un refrescante polo de cheesecake con frambuesas. Muy fácil de hacer y resultón, este polo queda tan vistoso que lo puedes servir de postre después de una comida o una cena de verano con los amigos. Fresquito, cremoso y con un toque crujiente, conquistará su paladar.

Para elaborar este cheesecake no necesitas muchos ingredientes. Galletas digestive y mantequilla, para simular la base, y queso mascarpone, yogur griego, azúcar moreno y frambuesas para la crema. Una vez lo tengas todo preparado, llena el molde con la crema, sin llegar al borde, y deja en el congelador durante 2 horas. Luego, rellena con la masa de galletas, introduce el palito de madera y… a congelar. En 2 horas ya estará listo para degustar. Puedes servirlo con unas frambuesas al lado o con un poco de sirope de frambuesas por encima. Triunfarás.

Los cheesecake o pasteles de queso siempre triunfan en las mesas. Si quieres descubrir más recetas, no te pierdas, el cheesecake al estilo neoyorquino, el de chocolate o el de arándanos

Ingredientes paraPolos de cheesecake

  • 8 Galletas Digestive
  • 25 gramos de Mantequilla
  • 300 gramos de Frambuesas
  • 200 gramos de Queso Mascarpone
  • 200 gramos de Yogures Griegos
  • 30 gramos de Azúcar Moreno

Cómo hacer polos de cheesecake

1. Desmenuza las galletas

Dispón la mantequilla en un cacito y caliéntala hasta que se funda. Desmenuza las galletas en un cuenco, incorpora la mantequilla templada y amasa con las manos hasta conseguir una masa homogénea y compacta.

1. Desmenuza las galletas

2. Tritura las frambuesas

Lava las frambuesas y sécalas; reserva algunas para decorar el postre. Dispón las demás en el vaso de la batidora, con el queso, el yogur y el azúcar, y tritura todo durante unos minutos, hasta que se consiga una preparación suave. 

2. Tritura las frambuesas

3. Llena el molde

Introduce el puré de frambuesas y queso en 4 moldes de polo, pero sin llegar hasta el borde, y deja en el congelador durante 2 horas.

3. Llena el molde

4. Agrega la galleta

Retira los moldes y termina de rellenarlos con la masa de galleta. Presiona ligeramente con la yema de los dedos para que quede una capa uniforme.

4. Agrega la galleta

5. Coloca en el congelador

Introduce un palito de madera en el centro de cada molde, hasta la mitad, y congela 2 horas más. Desmolda los polos con cuidado y sírvelos con las frambuesas reservadas.

5. Coloca en el congelador

Consejos para los polos de cheesecake

  • En lugar de usar galletas digestive para realizar la base, puedes usar galletas María o tipo Oreo. Desmenúzalas con las manos hasta que quede un polvo fino.
  • Para desmoldar los polos con facilidad, sumérgelos durante unos segundos en agua templada o déjalos un ratito debajo del grifo con agua caliente.
  • Nosotros hemos usado frambuesas, pero también puedes usar otras frutas. Por ejemplo, puedes elegir unas fresas o arándanos. También puedes agregar a la crema de queso unos trocitos de fruta desecada. En este caso, córtalas muy menudas y no será necesario triturarlas en la batidora.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?