Los contramuslos son una de las partes mejor valoradas del pollo. Jugosos, con una textura suave y muy fáciles de comer, son de esos alimentos que nunca fallan en la mesa ya que gustan a todo el mundo, especialmente a los pequeños de la casa. Hoy te proponemos una receta clásica con contramuslos que siempre sale bien y que, pese a su sencillez, queda riquísima: unos contramuslos al vino con patatas panaderas. Y para que queden todavía más ricos, se envuelven con una loncha de beicon y se aromatizan con unas ramitas de tomillo. Si los pruebas, te encantarán.

Elaborados con ingredientes básicos que solemos tener en casa, estos contramuslos son tan fáciles de preparar que los pueden hacer sin problemas los cocineros principiantes. Solo tienes que distribuir las patatas en una bandeja del horno con aceite, salpimentarlas y, encima, colocar los contramuslos de pollo. A media cocción, vierte el vino blanco y el tomillo y… listos. Durante el horneado, ve regando los contramuslos con los jugos resultantes de la cocción. Así quedará muy jugoso.

¿Quieres descubrir más recetas con contramuslos de pollo? Echa un vistazo a estas ideas. Los puedes preparar rellenos de pimientos, guisados con chorizo picante y aceitunas o con una salsa de champiñones y trufa.

Ingredientes paraContramuslos al vino con patatas panaderas

  • 8 contramuslos de pollo
  • 8 lonchas de beicon ahumado
  • 4 patatas
  • 1 copa de vino blanco
  • 1 lechuga
  • 1 ramita de tomillo
  • pimienta
  • sal
  • aceite

Cómo hacer contramuslos al vino con patatas panaderas

1. Prepara la carne

Lava y seca bien los contramuslos de pollo. Salpimienta y envuelve cada uno con una loncha de beicon, presionando para comprimir el contramuslo. Asegura con un palillo para evitar que se deshagan los rollitos durante la cocción.

1. Prepara la carne

2. Corta las patatas

Pela las patatas y córtalas a rodajas de medio centímetro de grosor aproximadamente. Precalienta el horno a 220º. 

2. Corta las patatas

3. Cuece en el horno

Prepara una bandeja de horno, rocíala con un poco de aceite y, a continuación, coloca una base con las rodajas de patata. Salpimiéntalas y sitúa encima los contramuslos. Echa un hilo de aceite por encima y coloca la bandeja en el horno a temperatura alta durante unos 15 minutos.

3. Cuece en el horno

4. Vierte el vino

Rocía el pollo con el vino blanco, incorpora el tomillo y baja la temperatura a 180º. Deja en el horno durante 20 minutos más, hasta que el pollo esté bien dorado y las patatas en su punto de cocción.

4. Vierte el vino

5. Sirve los contramuslos

Retira del horno y sirve los contramuslos junto con las patatas en la misma fuente de cocción. Decora con unas ramitas de tomillo y acompaña con una ensalada de lechuga.

5. Sirve los contramuslos

Consejos para que los contramuslos al vino con patatas panaderas queden deliciosos

  • Si quieres que este plato te quede perfecto, compra productos de calidad. El pollo de corral, criado en libertad, suele tener menos grasa y más sabor.
  • Para enriquecer esta receta, puedes añadir nuevos ingredientes a la bandeja del horno. Por ejemplo, puedes incorporar unos tomatitos cherry, unos espárragos o unos champiñones cortados en cuartos. Y en lugar de tomillo, puedes utilizar romero.
  • Una vez los contramuslos estén cocinados, déjalos reposar para que la carne acabe de absorber todos los sabores que los ingredientes han ido soltando durante la cocción.
  • Esta receta también se puede realizar con otras partes del pollo. Pruébala con un pollo entero troceado o con muslitos. También puedes optar por la carne de pavo.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla