Cuando llegan los meses de frío, las cremas, los guisos y las sopas calentitas apetecen y reconfortan. Y hoy la receta que te proponemos, seguro que te conquistará por su sencillez de preparación y por su sabor. Se trata de una tradicional sopa de ajo con pan y huevo, un plato perfecto tanto para los menús del día a día, como para una ocasión especial en la que sorprender a los tuyos con un entrante sabroso.

Esta receta de sopa de ajo está elaborada con ingredientes de lo más sencillos y fáciles de encontrar en cualquier despensa: ajo, tomate, huevos, pimentón, pan y un buen caldo, es todo lo que necesitas para preparar esta sopa tan rica como reconfortante, que nos recuerda a los sabores más tradicionales, pero que necesita muy poco tiempo de cocción y está lista en pocos minutos, más sencilla no puede ser.

Puedes preparar una rica sopa de mil maneras diferentes, te dejamos algunas ideas que te encantarán: la sopa clásica de cebolla gratinada al horno, la sopa de pescado con fideos y almejas o la sopa minestrone de verduras con alubias, pasta integral y salsa pesto.

Ingredientes paraSopa de ajo con huevo y pan

  • 1,5 litros de Caldo De Verduras o de ave
  • 150 gramos de Pan del día anterior
  • 3 Dientes De Ajo
  • 1 Tomate pelado
  • 4 cucharadas de Aceite De Oliva
  • 1 cucharadita de Pimentón Dulce
  • 4 Huevos
  • Sal
  • Pimienta

Cómo hacer sopa de ajo con huevo y pan

1. Escalda el tomate

Haz un corte en forma de cruz en la base del tomate, escáldalo durante 2 minutos en una cazuela con agua hirviendo. Deja que enfríe, escúrrelo y pélalo. Retira las semillas del interior y trocéalo.

1. Escalda el tomate

2. Prepara el sofrito

Pela los dientes de ajo y córtalos en láminas finas. Calienta el aceite en una cazuela y rehoga el ajo durante 2 minutos a fuego muy lento sin dejar que tome color. Agrega el tomate troceado y cuece durante 3 minutos más, a fuego lento y presionando con una cuchara de madera para que se deshaga.

3. Cuece la sopa

Salpimenta, espolvorea el pimentón y vierte el caldo. Deja cocer a fuego lento 10 minutos más. Corta el pan en rebanadas. Bate los huevos con una pizca de sal.

4. Añade rebanadas de pan

4. Añade rebanadas de pan

El truco

Es muy común añadir a esta sopa unos taquitos de jamón o chorizo. Rehogarlos unos minutos antes de verter el caldo.

Ideas para tu sopa de ajo con pan y huevo

  • Puedes acabar la sopa gratinada al horno con un poco de queso por encima.
  • Utiliza para prepararla un buen caldo de ave casero, queda mucho más sabrosa que con el de verduras.
  • Añade al sofrito un chorrito de brandy y deja evaporar, le dará un sabor delicioso.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla