Si cada vez que te has propuesto hacer croquetas caseras te has acabado desesperando porque no consigues darles forma, necesitas leer este artículo.

Es verdad que para darles forma con tus propias manos hace falta tener un poco de práctica, pero solo es eso, cuestión de hacer una, dos, diez... y ya verás como cada vez te saldrán mejor.

Antes de empezar a formar las croquetas, unos consejos sobre la masa

Tapar la masa de las croquetas
Cocina Fácil
  • Debe tener la consistencia adecuada, por eso la bechamel tiene que ser ni muy densa ni muy líquida. Una buena proporción sería 90-100 gramos de harina por 1 litro de leche y 90-100 gramos de mantequilla.
  • Ten en cuenta que debes dejar reposar la masa en la nevera entre 2 y 4 horas antes de dar forma a las croquetas. Con el frío, la masa cogerá consistencia y podrás trabajarla mejor.
  • Con una bechamel básica, puedes preparar croquetas de diferentes sabores. Porque una vez la tengas hecha, puedes mezclar una parte con pollo asado, con taquitos de jamón, con setas, con quesos, con verduras... ¡con lo que quieras!
  • Ya que te pones, haz croquetas de más y luego congélalas. Podrás freírlas directamente sin descongelar el día que decidas comerlas (el aceite no debería estar demasiado caliente para lograr que la masa se descongele y se caliente mientras las croquetas se tuestan por fuera, pero sin quemarse).

3 técnicas para dar forma a las croquetas clásicas

Cómo hacer croquetas con las manos

Es la técnica que han utilizado siempre nuestras abuelas. Te vas a manchar las manos, pero cuando cojas práctica, verás que no es nada complicado.

Hacer rodar las croquetas entre las manos
Cocina Fácil
  • Coge porciones de masa con una cuchara de sopa (esta sería la cantidad de masa para unas croquetas de tamaño normal. Si las quieres más grandes o más pequeñas, coge más o menos masa cada vez).
  • Para que te queden iguales, tienes que coger siempre la misma cantidad de masa.
  • Enharínate ligeramente las manos y bolea la masa entre las palmas (te quedará una parte de la masa pegada en las manos, es normal).
  • Cuando tengas una bola de masa, hazla rodar suavemente entre las palmas y luego achata los extremos con la punta de un dedo.

Cómo hacer croquetas con cuchara

Es otra técnica muy práctica cuando no quieres pringarte tanto las manos, pero también debes cogerle el truquillo.

  • Coge una porción de masa con una cuchara de sopa. Con otra cuchara de sopa, recoge la masa por debajo.
  • Ve pasando la masa de una cuchara a la otra hasta conseguir una forma de quenelle.
  • Por último, achata los extremos con los dedos.

Cómo hacer croquetas con manga pastelera

Es quizás la técnica más sofisticada, pero la más fiable para conseguir que todas las croquetas sean exactamente iguales.

Hacer croquetas con manga pastelera
Cocina Fácil
  • Una vez la tengas preparada, pon la masa a enfriar en la nevera dentro de una manga pastelera.
  • Puedes usar una boquilla lisa gruesa o simplemente hacer un corte en el extremo de la manga (el orificio debe tener unos 3 centímetros de diámetro.
  • Prepara una bandeja y ve formando tiras de masa hasta que se agote.
  • Luego, corta las tiras en trozos de 5 o 6 centímetros y redondea los extremos con los dedos.
Cortar las croquetas
Cocina Fácil

¿Cómo hacer croquetas redondas o cuadradas?

Hacer croquetas de diferentes formas es un truco perfecto cuando vas a preparar croquetas de diferentes sabores. Así podrás distinguirlas solo por su forma, que una vez rebozadas, por fuera son todas iguales.

  • Croquetas redondas: son las más fáciles. Solo tienes que hacer rodar la porción de masa entre las palmas de tus manos hasta que obtengas bolitas perfectas.
  • Croquetas cuadradas: pon la masa en una bandeja rectangular y aplánala. Cuando la masa esté fría, podrás cortar los cuadrados con un cuchillo.

¿Cómo rebozar las croquetas?

Enharinar croquetas
Cocina Fácil
  • Paso 1: pásalas por harina de trigo (este paso no es imprescindible).
  • Paso 2: pásalas por huevo batido.
  • Paso 3: pásalas por pan rallado, panko o frutos secos picados.

¿Cómo freír las croquetas?

La fritura de las croquetas requiere de una buena cantidad de aceite de oliva o de girasol caliente (pero no humeante), sea en sartén o en freidora. Trucos para que te salgan bien:

  • Hazlas por tandas, 3 o 4 cada vez, según el tamaño del recipiente donde las frías. Si pones más croquetas de golpe, enfriarás el aceite y puede que te queden aceitosas e incluso que se abran y se deshagan.
  • Para darles la vuelta, puedes usar unas pinzas, pero no debes nunca presionarlas porque podrías chafarlas (con el calor del aceite, la masa se vuelve más blanda). Puedes probar a girarlas con un tenedor, empujándolas suavemente para que se den la vuelta.
  • Cuando estén doradas, retíralas con una espumadera (o con las pinzas, si consigues no aplastarlas) y déjalas escurrir sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.

Cómo hacer croquetas sin freírlas en aceite

Si te encantan las croquetas pero no quieres tomar fritos, tienes dos opciones:

  1. Prueba a cocinar las croquetas en el horno. Ponlas en la bandeja forrada con papel sulfurizado y hornéalas 15 o 20 minutos a 200º. A mitad de la cocción, dales la vuelta para que se tuesten igual por todos los lados.
  2. Haz las croquetas en una freidora sin aceite. También debes hacerlo por tandas, poniendo más o menos cada vez en función de la capacidad de tu freidora. ¿No tienes freidora sin aceite? ¿Quieres una? Infórmate y descubre cuáles son las preferidas de Cocina Fácil:
Cómo elegir una freidora sin aceite

Articulo relacionado

Cómo elegir una freidora sin aceite