E l aperitivo es una de las partes más esperadas y deseadas de las comidas navideñas. Se coge con ganas y con hambre y si quieres quedar bien con tus invitados, además de los clásicos ibéricos como el jamón, los quesos y patés o foie, puedes peparar unos bocaditos crujientes de hojaldre que cuestan poco y dan poco trabajo.

En mi mesa de Navidad (o de cualquier celebración), los canapés o aperitivos de hojaldre nunca faltan. ¡Y nunca fallan! Y aunque puedes variar los ingredientes con los que prepararlos, los que te muestro hoy son básicos que siempre quedan bien.

Para preparar cualquier receta con hojaldre, hay varias cosas que debes tener en cuenta para que te queden bien.

1. El tipo de hojaldre.

Hoy en día, en el supermercado encuentras masas de hojaldre con o sin mantequilla, sin lactosa, sin gluten... Elige la que te vaya mejor para la receta que vayas a preparar. Si son aperitivos salados, como en el caso de hoy, yo elijo hojaldre sin mantequilla, que considero que es más adecuado para postres. Y como mi sobrino es intolerante a la proteína de la leche de vaca, pues escojo una masa de hojaldre sin lactosa.

2. La forma de la masa.

Básicamente, encontrarás masas de hojaldre de formato circular o rectangular (o cuadrado). La masa circular es perfecta si quieres hacer una tarta, pero para los bocaditos de hojaldre de hoy funciona mejor la de formato rectangular. ¿Significa que con una masa circular no podrías hacerlos? No, pero tendrías trozos sobrantes de masa que es una pena tirar a la basura.

Mis 3 aperitivos de hojaldre favoritos para Navidad

Y ahora te voy a mostrar cuáles son mis 3 aperitivos de hojaldre estrella, los que siempre me quedan perfectos y me hacen triunfar con mis invitados.

1. Bocaditos de hojaldre y almendra

Aperitivos de hojaldre de almendra
Cocina Fácil

Sí, con solo dos ingredientes (hojaldre y almendras) hago unos paquetitos crujientes que están de vicio. Yo los hago con almendra marcona tostada, pero puedes usar cualquier otra variedad de almendra y también quedan bien con almendra frita.

Hacerlos es tan sencillo como cortar el hojaldre en cuadraditos, poner una almendra en el centro y unir los extremos formando hatillos. Luego los pintas con huevo batido, para que queden más brillantes y, si quieres, los espolvoreas con semillas de sésamo como yo, que les dan un sabor riquísimo.

2. Hojaldres de frankfurt

 

Canapés de hojaldre y frankfurt
Cocina Fácil

Estos son unos de los preferidos de los niños. ¡Aunque a los mayores también les encantan! Y son tan, pero tan fáciles de hacer que cuesta incluso creerlo.

Eso sí, debes elegir salchichas de frankfurt rectas (sabes que hay algunas que son un poco curvas, esas no te irán bien para estos canapés). Las envuelves con hojaldre, lo cortas en rebanadas de 1 dedo de grosor, las espolvoreas con orégano y al horno.

3. Rosas de hojaldre y beicon

Rosas de hojaldre y beicon
Cocina Fácil

Solo necesitas la masa y hojaldre y unas lonchas de beicon para preparar estos canapés en forma de rosa que causan sensación. ¿Crees que son complicados de hacer? ¡Para nada!

Preparar estos canapés es tan simple como cortar el hojaldre en tiras, poner las lonchas de beicon encima y enrollar.

Estas rosas quedan muy sabrosas porque la grasa del beicon se funde durante el horneado y da más sabor al hojaldre. Y el beicon queda crujiente y delicioso. Yo elijo beicon ahumado porque me gusta más su sabor, pero puedes escoger tu beicon preferido.