Las tartas con fruta son todo un clásico en repostería, aunque es cierto que se emplean unas más que otras. La manzana es una de las más utilizadas, a la vez que las fresas o los frutos rojos por su bonito color. Hoy hemos elegido para nuestra receta una fruta no tan común como se merece, la pera, y su sabor suave y dulce la hace perfecta para incorporarla en postres. Te proponemos esta tarta de peras en almíbar, con una base de masa quebrada rellena de crema que te hará suspirar de placer al probarla.

La masa brisa debes hornearla previamente "en blanco", es decir, sin relleno, cubierta con papel de horno y colocando garbanzos encima para evitar que suba. Se rellena con la crema pastelera, se colocan las peras laminadas por encima y se reparten unas almendras laminadas.

Para que veas lo versátil que es la pera, te dejamos estas ideas de recetas. So perfectas para preparar dulces, como este bizcocho de chocolate con peras o las tradicionales peras al vino. Pero te sorprenderá su resultado en platos salados como en este lomo de cerdo al horno con peras y cebolletas.

Ingredientes paraTarta de peras en almíbar y almendras

  • 1 lámina de Pasta Brisa refrigerada
  • Para el relleno
  • 4 Peras en almíbar
  • 2 hojas de Gelatina
  • 250 mililitros de Leche
  • 4 Huevos
  • 50 gramos de Azúcar
  • 30 gramos de Harina De Maíz
  • 100 gramos de Almendras fileteadas
  • Para decorar
  • Azúcar Glas
  • hojas de Menta

Cómo hacer tarta de peras en almíbar y almendras

1. Hidrata la gelatina

Coloca las hojas de gelatina en un cuenco, cúbrelas con agua y déjalas en remojo 15 minutos, hasta que se ablanden. Vierte la leche en un cazo, llévala a ebullición y retira del fuego.

1. Hidrata la gelatina

2. Prepara el relleno

Casca los huevos en una cazuela y bátelos. Añade el azúcar y la maicena y mezcla, con las varillas manuales, hasta que se integren. Vierte la leche caliente y remueve.

2. Prepara el relleno

3. Añade la gelatina

Pon la cazuela al fuego y cuece, sin parar de remover con las varillas, hasta que la crema espese y empiece a borbotear. Aparta del fuego e incorpora las hojas de gelatina escurridas; sigue mezclando hasta que se disuelvan y deja templar.

3. Añade la gelatina

4. Hornea la base

Precalienta el horno a 180º. Recorta un disco de pasta brisa algo mayor que el molde de tartaleta que vayas a usar y forra este con la masa. Cubre el fondo con un círculo de papel vegetal, añade un puñado de garbanzos secos y hornea 15 minutos, hasta que el borde de la masa se dore.

4. Hornea la base

5. Corta las peras

Retira, deja enfriar y elimina las legumbres y el papel. Vierte la crema en la base de la tarta y alisa la superficie con una espátula. Coloca encima las peras cortadas en láminas.

5. Corta las peras

6. Reparte las almendras

Cubre los huecos con las almendras fileteadas tostadas. Deja enfriar la tarta en la nevera al menos 2 horas y desmóldala. Espolvoréala con azúcar glas y decórala con la menta lavada y seca.

6. Reparte las almendras

El truco

Corta la tarta en porciones triangulares y sírvelas con una bola de helado de vainilla.

Consejos para tu tarta de peras y almendras

  • Puedes rellenar la base de pasta brisa con una crema franchipán de almendra, queda deliciosa combinada con la pera.
  • Si no dispones de peras en almíbar, puedes utilizar peras naturales, peladas, descorazonadas y cortadas en láminas.
  • La masa de hojaldre queda también perfecta en este tipo de tartas con fruta.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla