El pulpo a la gallega es, sin lugar a dudas, una de las tapas más solicitadas en los bares, tabernas o restaurantes de Galicia y de toda España. Tierno y sabroso, con sus patatas cocidas, o cachelos, y su pimentón, es de esos platos que, a la que llegan a la mesa, son un visto y no visto. Hoy lo cocinamos a la manera tradicional y lo acompañamos con un refrito de ajo y guindilla. ¿Quieres saber cómo se elabora?

Lo más importante a la hora de hacer el pulpo es conseguir que quede al dente, es decir, tierno, pero con un punto durito. Para ello, antes de cocinarlo, es fundamental congelarlo (también lo puedes comprar congelado) durante 1 día para ablandar sus fibras. Luego, hay que seguir el ritual de “asustarlo” tres veces para que la piel se desprenda y dejar que cueza en la misma agua. Para comprobar que está listo, puedes pincharlo con una brocheta. Si no ofrece resistencia, estará en su punto. Una vez pasado el tiempo, reserva el líquido resultante ya que te servirá para cocer las patatas. No te olvides este paso porque el sabor que toman es espectacular.

¿Te ha entrado ganas de cocinar otras recetas con pulpo? Echa un vistazo a la ensalada de pulpo, al salmorejo con pulpo asado o a la caldereta de pulpo con patatas.

Ingredientes paraPulpo con patatas y refrito de ajo y guindilla

  • 1 kilogramo de Pulpo
  • 3 Patatas
  • 1 hoja de Laurel
  • 2 Dientes De Ajo
  • 1 Guindilla pequeña
  • 1 cucharadita de Pimentón de la Vera
  • Aceite De Oliva
  • Sal

Cómo hacer pulpo con patatas y refrito de ajo y guindilla

1. Cuece el pulpo

Congela el pulpo 48 horas. Descongélalo, límpialo y lávalo. Lleva a ebullición abundante agua con sal y el laurel lavado. Sujeta el pulpo por la cabeza, sumérgelo y retíralo. Repite la operación 2 veces, introdúcelo en la cazuela y cuécelo 45 minutos. Déjalo templar en el agua y escúrrelo.

1. Cuece el pulpo

2. Hierve las patatas

Lava las patatas y cuécelas en el caldo del pulpo 35 o 40 minutos. Escúrrelas, déjalas templar, pélalas y córtalas en rodajas gruesas.

2. Hierve las patatas

3. Dora los ajos con la guindilla

Pela los ajos y córtalos en láminas. Trocea la guindilla. Dóralos en una sartén con 2 cucharadas de aceite. Añade el pulpo troceado y rehógalo unos instantes. Repártelo en platos, con las patatas, espolvorea con pimentón y sal, y sirve en seguida.

3. Dora los ajos con la guindilla

Consejos y variantes para el pulpo con patatas y refrito de ajo y guindilla

  • En lugar de rehogar el pulpo con la guindilla, puedes preparar el refrito de ajos y guindilla aparte y verterlo sobre el pulpo y las patatas en el último momento, antes de servir.
  • Si no te atreves a cocer el pulpo, puedes comprarlo ya cocido y, así, te aseguras que esté en su punto.
  • En nuestra receta te proponemos presentar el pulpo con rodajas de patatas cocidas, pero también quedará bien con patatas asadas o un parmentier.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla