Hay postres, como este, que parecen muy fáciles de hacer pero requieren de cierta técnica. Y es que, manejar chocolate tiene su truco. Esta receta de vasitos rellenos de frutos secos es ideal para iniciarse en el apasionante mundo chocolatero. La clave para hacer los vasitos es tener las herramientas adecuadas. Necesitamos un termómetro y también unos moldes de silicona. De esta manera podremos atemperar el chocolate a la temperatura adecuada (es clave para hacerlo bien) y desmoldarlos mucho más fácilmente.

Una vez tengamos la parte de los vasitos controlada, el resto será coser y cantar. El relleno, que puedes 'tunerar' como prefieras pero este lleva tan solo frutos secos con miel. Lo único que hay que hacer es pelarlos y trocearlos. Cómpralos crudos o tostados, como prefieras, pero siempre sin sal. El tamaño de los trozos va a influir mucho en el resultado final de tu postre, adáptalos a tu gusto. Para darle un toque más dulce puedes añadir unos trocitos de pasas y arándanos secos.

Lo cierto es que este postre ofrece posibilidades infinitas a la hora de combinar sabores y texturas. Puedes caramelizar los frutos secos solo con azúcar, poner un tipo de fruto seco distinto en cada vasito o hacer un mix de varios, como aquí, ponerle fruta fresca y añadir nata, cremas... todo vale.

Ingredientes paraChocovasitos de frutos secos

  • 170 gramos de Chocolate de cobertura con manteca de cacao
  • 100 gramos de Miel
  • 200 gramos de Frutos Secos variados (nueces, pistachos, avellanas...)
  • Frutas Rojas deshidratadas

Cómo hacer chocovasitos de frutos secos

1. Funde el chocolate

Funde el chocolate al baño maría, removiendo hasta que tenga una textura lisa. Pon el cuenco con el chocolate sobre otro cuenco con cubitos de hielo. Remueve hasta que se enfríe y baje la temperatura a unos 25º. Vuelve a calentar el chocolate, al baño maría, unos segundos hasta llegar a 32º.

1. Funde el chocolate

2. Prepara el relleno

Pincela los huecos de un molde de silicona para vasitos con una capa fina de chocolate y deja secar. Pela los frutos secos y pícalos menudos. Calienta la miel y añádelos. Remueve unos instantes para que se impregnen bien y extiéndelos sobre una hoja de papel sulfurizado. Déjalos hasta que se enfríen.

2. Prepara el relleno

3. Monta los vasitos

Desmolda los vasitos de chocolate, con cuidado de no romperlos, rellénalos con la mezcla de frutos secos y miel, y con unas frutas rojas deshidratadas, y troceadas si son muy grandes, y sírvelos.

3. Monta los vasitos

El truco

Reparte un poco de mermelada del sabor que más te guste (le va muy bien la de fresa o la de melocotón) en el fondo de los vasitos antes de rellenarlos con los frutos secos.

Consejos:

  • Si no tienes moldes de silicona para hacer tus vasitos, también puedes usar cápsulas de papel rizado para hacer minimagdalenas.
  • Una vez tengas el chocolate en los moldes reparte bien la cantidad por todas las paredes para intentar que las paredes de los vasitos queden lo más regulares posible.
¿Has preparado esta receta?

Marcar como cocinada

Notas de cocina

Comparte las notas de tu cocinado con otros usuarios o envía un mensaje privado

Mis notas
Las más útiles
Todas

¿Te ha gustado esta receta?

Puedes guardarla en tus favoritos, imprimirla o compartirla