¡Nos encantan las tartas sin horno! Sobre todo en verano, momento en el que encender este gran electrodoméstico puede daros algo más de pereza. Entre ellas, para estos días que empiezan a ser más calurosos, nada como las recetas más ligeras y fresquitas, perfectas para celebrar por todo lo alto sin necesidad de servir una elaboración muy pesada y contundente.

Una tarta de limón sin horno

Sara Carbonero se suma a estas elaboraciones con una deliciosa tarta de limón de la abuela. La receta es súper sencilla, y podéis dejarla preparada para el día siguiente que, incluso, estará mucho mejor.

Al no necesitar horno, también es ideal para cocinar en familia con los más pequeños de la casa. Seguro que se divierten mucho troceando las galletas o escogiendo la decoración final. ¡Toma nota y disfruta de ella este fin de semana!

Tarta de limón de Sara Carbonero
sara-carbonero.blogs.elle.es
La tarta de limón de Sara Carbonero
Para 6 personas
Ingredientes
  • 300 gramos de queso de untar
  • 200 mililitros de nata líquida para montar
  • 2 paquetes de galleta tipo Digestive
  • 250 gramos de margarina
  • 2 limones
  • 250 gramos de azúcar
  • Un sobre de gelatina de llimón
  • 250 mililitros de agua
Paso a paso
  1. Prepara la base de tu tarta

    Tritura las galletas y cuando tengan un aspecto arenoso, añade la margarina. Puedes mezclarlo en la trituradora si te es más sencillo. Cuando ambos ingredientes estén bien mezclados, forma la base en un molde, preferiblemente desmoldable). Aprieta bien la mezcla de galletas trituradas para que quede muy compacta y sea firme. Reserva en la nevera.

  2. Cocina la gelatina

    En un cazo, pon a cocer agua y cuando hierva retira del fuego y echa el sobre de gelatina. Remueve bien hasta que se disuelva y reserva.

  3. Elabora el relleno

    En otro bol o recipiente para batir, echa la ralladura y el zumo de limón, la nata, el queso de untar, el azúcar y la gelatina ya preparada. Bátelo todo bien hasta obtener una mezcla homogénea.

  4. Monta la tarta

    Echa la mezcla sobre la base de galletas y déjalo cuajar todo en la nevera durante al menos 4 horas. Si puedes dejarla reposar toda la noche o incluso un día entero, quedará perfecta.

  5. Desmolda y decora

    Puedes decorar tu tarta con frutos rojos o gelatina de limón troceada, como indica Sara Carbonero, o echando coco rallado, lascas de chocolate blanco o un mix de frutas confiadas con unas hojitas de menta. ¡Deja volar tu imaginación!

¿Te has quedado con ganas de más? Prueba a preparar estas versiones de tarta de limón con las que chuparse los dedos.