La compatibilidad de Géminis y Sagitario puede ser alta, pero no exenta de problemas. La mezcla de diferencias y similitudes que tienen los dos signos, marcados algunos por el elemento Aire de Géminis y el Fuego de Sagitario, indica que ambos tendrán que esforzarse si desean que su relación, en cualquier ámbito, funcione. Les une su particular inquietud, siempre avanzando. Cuando se juntan, su existencia puede ser un verdadero torbellino. Esta parte es la que más les unirá, el movimiento frecuente, la improvisación, las aventura y los retos. En contrapartida, Sagitario siempre desea implicarse en algo, pero Géminis no tiene ganas de ello, ni fuerzas ni energía. Ahí es donde pueden producirse los principales desajustes.

GÉMINIS Y SAGITARIO EN EL AMOR: La profunda amistad que se profesarán a lo largo del tiempo nunca tendrá ni asomo de rutina.

Los nativos y nativas de Géminis y Sagitario pueden congeniar de entrada, aunque tanto Géminis como Sagitario conocen muy bien las diferencias que les separan. Géminis, con su capacidad de comunicación, su facilidad de palabra y su deseo de impactar a su interlocutor, deslumbrará a Sagitario. Éste, por su parte, idealizará a su pareja más allá incluso de su poder de persuasión. Curiosamente, Sagitario que destaca por su sinceridad, a veces demasiado directa, no la utilizará con Géminis, mostrándose mucho más prudente de lo que en él es habitual. Géminis y Sagitario saben discurrir por el mismo camino. Aunque Géminis y Sagitario tienen puntos de vista diferentes, ambos respetarán el punto de vista de su pareja, especialmente en público, aunque piensen todo lo contrario. Tampoco intentarán reprimir al otro ni cortarle las alas. Sin embargo, como ambos son signos variables les resulta complicado decidir sobre su futuro en común. Quizá sigan con la relación pero sin dar el paso definitivo. Lo que no faltará nunca entre Géminis y Sagitario es la pasión, un nexo de unión al que ninguno de los dos está dispuesto a renunciar. Si se aman, mantendrán esta relación contra viento y marea y saldrán airosos de todos los obstáculos a superar.

GÉMINIS Y SAGITARIO EN LA AMISTAD: Sus lazos de amistad suelen ser fuertes, prácticamente indestructibles.

La amistad de Géminis y Sagitario podría ser tan vinculante como la que puedan tener dos gemelos. Su vínculo de amistad es muy especial, tanto por su forma de entender qué es un amigo como por su coincidencia en otros puntos esenciales que les hacen inseparables desde el mismo momento en que quizá por un contacto casual, sus vidas se unen. Son sociables, divertidos y seductores, se atraerán de inmediato mutuamente. En este ámbito, ambos tienen gustos similares, les gusta viajar, divertirse, hacer de la vida una pura aventura. Sagitario se mostrará receptivo ante cualquier plan que proponga su amigo Géminis, dispuesto a secundarlo en todo. Géminis y Sagitario chocarán pocas veces, sus diferencias serán apenas inexistentes, pero si alguna vez ocurre, ambos están dispuestos a hacer un excepcional ejercicio de humildad y disculparse con su amigo. Tanto Géminis como Sagitario poseen un alma aventurera, cuando uno pierda inspiración, allí estará el otro para estimularle y animarle. La monotonía no tiene cabida en esta relación. Géminis y Sagitario necesitan son muy inquietos y ambos necesitan su espacio propio, por eso respetan a rajatabla la libertad de su amigo. La generosidad de Sagitario causará la admiración de Géminis y éste también despertará la atención del primero por la cantidad de información que tiene Géminis sobre los más variados temas y la brillantez con que habla de ello. Esta admiración mutua será otro nexo de unión entre ellos para siempre.

GÉMINIS Y SAGITARIO EN EL TRABAJO: Poseedores ambos de una inteligencia notable obtendrán resultados extraordinarios.

La semejanza de caracteres y de forma de proceder, los gustos que tienen en común y su mutua admiración, hacen que Géminis y Sagitario se entiendan también a la perfección en el trabajo. Su relación en este terreno puede estar cargada de éxitos ya que tanto Géminis como Sagitario son poseedores de un intelecto notable y muy complementarios en otras cuestiones, como por ejemplo la capacidad negociadora de Géminis que contribuye a que las inteligentes ideas de Sagitario tengan salida. Géminis y Sagitario coincidirá muchas veces en el mundo laboral y ello se debe a que ambos destacan en profesiones que les permitan comunicarse con muchas personas y viajar. En algún momento, el acentuado ego de Sagitario podría causar algún problema, pero Géminis con sus dotes de persuasión sabrá enderezar la situación. Ciertamente Sagitario tiene mucho de qué enorgullecerse, pero debería cultivar más la humildad y la modestia. Géminis en este terreno es muy consciente de su poder y podría herir a Sagitario en su amor propio si está por encima de él en el orden jerárquico, sin embargo, al nativo del signo del arquero le gusta complacer a jefes y compañeros, lo cual resuelve el problema. Géminis y Sagitario serán compañeros excelentes mientras dure su relación laboral.