Sin tapujos

Isa Pantoja: "No veo feliz a mi madre"

La hija de Isabel Pantoja no vetó ningún tema en su entrevista en 'Sálvame Deluxe'

Isa Pantoja
Twitter

Más Sobre...

Hijos de famosos Sálvame Deluxe

22 de enero de 2016, 22:15

Isa Pantoja ha decidido, por fin, visitar el plató de 'Sálvame Deluxe'. Su debut en el programa coincidió con el regreso de Jorge Javier Vázquez, que ha disfrutado de unas merecidas vacaciones tras su paso por el teatro en Madrid. Y con Jorge Javier al frente del 'Deluxe', Isa desgranó, punto por punto, todos los temas en los que es protagonista ella o su familia. Hay que agradecer a la exsuperviviente que no vetara ninguna pregunta. Vestida con un traje largo en azul y blanco degradado de amplia abertura lateral, Isa llegó dispuesta a hablar de todo.

Dos años persiguiéndote para que vinieras al 'Deluxe', ¿veías el programa, te llevaste algún sofocón?

Cuando estaba embarazada, sí lo veía, pero cuando pusisteis aquel calendario con los días que faltaban para que yo cumpliera los 18, claro que me llevé un sofocón, porque sabía que era por mí.

Tu madre ya tiene el tercer grado, ¿cómo lo vive ella?

Está en Cantora, vive igual que siempre.

¿Te gusta que viva igual que siempre?

No. Me gustaria que saliera, que disfrutara. Pero lo de tener una cámara detrás lo complica todo. Antes salía más, pero desde que se fue a Cantora, ya no. A mí me saturó Cantora.

¿Qué te parece que tu madre lleve esa vida alejada de la gente?

Si la lleva así es porque ella quiere. Se ha acostumbrado a eso. No la veo feliz. pienso que es joven aún para salir, para disfrutar de sus hijos, sus nietos... Yo la adoro. Soy distante y si me dan motivos soy una persona fría. Soy poco cariñosa y mi madre a veces me lo reprocha. Pocas veces le digo 'te quiero' y eso lo tengo que cambiar. Que mi madre se queje, lo entiendo, pero que lo diga mi hermano, pues no.

Tuviste una infancia feliz, pero os vais a vivir a Marbella, ¿fue el principio del fin?

-Tenía 8 años. Entraron personas en la familia que no tenían que haber entrado.

¿Te refieres a Julián Muñoz?

Sí. Las personas que hacen dado a mi madre no las quiero.

¿Cuándo te enteras que eres adoptada?

Tenía 6-7 años. Me llevó mi madre a la habitación y me dijo que quería contarme la historia de una niña a la que fuimos a buscar con una amiga. Esa amiga era María Navarro. Me explicó la historia como si no fuera por mí, pero yo intuía que sí lo era. Yo tenía curiosidad por una cosa: ¿y mis padres? me dijeron que habían muerto. Eso es lo que yo sabía, por eso no investigué nada. Y ahí se quedó la cosa. Nunca más se volvió a hablar del tema.

¿Fue triste para ti?

Un poco. Porque la historia es fuerte. En colegio, que era inglés, había otra chica adoptada y gente de otros países. No hubo ningún problema.

¿Qué supone la aparición de Roxana?

Me avisan y me quedé en shock. No es que me dé vergüenza, pero no quiero hablar del tema. Cuando empiezo a pensar... piensa que yo no sabía que existía. No me gustó la forma en la que apareció. Podía haberme buscado de otra manera. Mi cabeza no lo asimila. Yo estoy con mi hijo todos los días y esto es distinto.

Isa Pantoja

Isa Pantoja, en 'Deluxe'

La gente entiende cualquier determinación que tomes sobre este tema. ¿Qué dijo tu madre?

Ese día que me llamaron, yo estaba más preocupada por mi madre que por mí, porque era un golpe tremendo para ella. Primero hablé con ella por teléfono. Pero no había mucho qué decir. Para mí mi madre es ella. Yo se lo debo todo a ella, no hace falta que se justifique.

¿La aparición de tu madre biológica te acercó más a tu madre?

No, ya nos habíamos acercado. Pero sí es verdad que esos días necesité más a mi madre.

¿La vas a demandar?

No lo sé. Es tan complicado. También me pongo en su lugar, aunque me cuesta mucho. ¿Ponerme en contacto con ella? No.

Tú te permites pocos bajones, ¿verdad?

Uy, si yo te contara...

¿Con María del Monte tienes relación?

Ahora mismo, ninguna. Es mi madrina, pero no tengo trato con ella. La última imagen que tengo de ella es en un tren, que yo iba con mi madre y yo pregunté por ella, pero mi madre me dijo que ella se quedaba. Sí la eché de menos. Pero no sé por qué, pero de mi infancia no me acuerdo mucho. Guardo muy buen recuerdo de ella.

¿Tú le preguntas cosas a tu madre, por ejemplo, cuando estaba con Julián Muñoz?

No. Como son cosas que vivo, no hace falta. La relación con mi madre es especial. Yo soy una persona complicada.

¿Cómo es esa relación?

La llamo todos los días, le cuento lo que he hecho. Antes, le discutía, pero ahora todo es "vale, mamá", "sí, mamá" y, al final le digo: "Mira, que mañana voy con el niño", entonces se pone muy contenta y se relaja. Estuvimos tiempo sin hablarnos. Empezó cuando tuve mi primer novio, Manuel, yo tenía 16 años. Pero era mi novio por dar por culo, porque solo me hacía gracia... Estaba amargada, no podía salir... Me tenían muy vigilada. Mi madre decía que, yo con Dulce, pero yo veía a mis amigas, íbamos a un centro comercial y Dulce tenía que estar ahí. O en el cine, yo sentada aquí y Dulce detrás. En mi 18 cumpleaños, pensé: "voy a poner la alarma del móvil a las 11.50, para, en cuanto sean las 12, decirle adiós a mí madre. Mi madre era una santa conmigo.

¿Manuel fue tu primer novio?

Sí. Pero si hubiésemos seguido, hubiéramos gustado muy poco.

¿Si estabas tan vigilada, como lograbas estar con un chico?

Me escapaba. Le decía que me iba a casa de una amiga, en la que solo se hablaba inglés y, claro, mi madre no habla nada de inglés.

Tu madre te montó una buena con Manuel.

Uy, sí. Es que se lo presenté como mi novio. Y ella se quería morir. Me dijo: "Esto no puede ser. Tú te vas a Sevilla y tú, sin móvil y sin salir". No puedo imitarla, le tengo mucho respeto. Ella no chilla, pero con una mirada te impone mucho. A día de hoy, mi madre no se mete. No ha habido todavía ningún novio mío que le haya dicho: "Hola, Isabel". Se achantan. Se lo digo a mi madre y ella me responde: "¿Por qué, cariño?".

Con Agustín no tienes esas conversaciones.

Agustín me hace reír.

Cuenta por qué no os habláis.

Cuando no me hablaba con mi madre, cuando estaba embarazada, él nunca me preguntaba por mí o por mi hijo. Nunca hemos tenido una pelea. Sí que es cierto que me siento menos querida que mi hermano. Hay una cosa que, si a mí me molesta algo, te lo digo. Pero él, si le molesta algo, deja de hablarte. Yo voy a Cantora y con quien hablo es con mi madre.

¿Y no es incómodo eso?

Llego y digo 'hola', por educación. Él no dice nada, pero ya me he habituado.

¿Tu madre cómo vive esta situación?

Es mi madre y la defenderé siempre. Para ella es su hermano. Es lo que hay y ya está. Claro que me gustaría que mi madre se posicionara conmigo, pero también es verdad que no me ha hecho nada.

¿Le tienes miedo a tu madre?

Miedo, no. Pero sí mucho respeto. Sé que después de esta entrevista, alguien se molestará conmigo. Mira, que sea lo que Dios quiera.


María Patiño: Cuándo descubres que tus padres biológicos viven, ¿lo sentiste como una traición de tu madre?

Es que fue un shock. Mi madre me dijo que si llega a venir a la casa de La Moraleja, diciendo que quiere conocer a su hija, ella no hubiera puesto ningún problema. Y estamos en lo de antes, en que no hizo bien las cosas. ¿Si se le hubiera abierto la puerta? Creo que no.

Kiko parece que no le tiene tanto miedo a tu madre. Él habla de todos sin problemas.

Ya. La diferencia es que yo aviso que voy a venir al 'Deluxe' y él no. Mi hermano prefiere hablar de mí, antes que de mi tío Agustín o de él. Claro que me fastidia, pero ya estoy acostumbrada.

¿Ta ha explicado tu madre por qué no te llamó aquella noche en 'Supervivientes'?

Sus abogados le recomendaron que no lo hiciera.

Mila Ximénez: Eres muy generosa. Que tengas que dar explicaciones por lo que dices... le dijiste una vez a Jorge Javier: "En mi familia se vende todo".

Mi hermano y mi prima no me han dicho que no hable. Es mi madre la que me dice que no hable de Cantora y de lo que pasa allí.

María Patiño: La primera imagen que tengo de ti es bajando de un avión, tapada, porque tu madre tenía pactada una entrevista. Eso me parece muy duro.

Pues no entiendo por qué. Si salgo del hospital, con mi hijo, si le hacen una foto, tampoco va a salir la cara del niño, ¿no?

Kiko Hernández: Tu madre, ¿por qué manda el comunicado cuando cumples los 18?

Yo quería irme de casa y mi madre me dijo que lo del comunicado era para quedarse más tranquila ella, que la noticia saliera de nosotros.

Tú eres la Letizia Ortiz de Cantora. Todo cerrado, con miedo a que nadie hable... y tú hablas de todo de la manera más natural.

Es que no puedo decir que es mentira.

Kiko Hernández: en lo de tu tío Agustín sí has mentido. Tu hermano dijo aquí que algo pasó cuando tú tenías 12 años y que, desde entonces, no os habláis.

Fue muy absurdo lo de mi tío Agustín. Estaba con mi perro, Puppy, y la tenía él. No me dejaba, me enfadé y lo mismo le contesté mal. Yo tenía 12 años y no me acuerdo. En aquella época, yo contestaba mal. Era caprichosa.

¿Eres una persona fogosa?

Bueno, sí.

¿Como para serle infiel a Alejandro?

Ya hablaremos de eso.

¿Para ti tiene valor la fidelidad?

Sí, porque lo tiene. En el amor, soy complicada. Soy un desastre. No puedo estar sola. Soy como dice Sabina, "quiero un amor civilizado".

¿Ha sido infiel a Alejandro con Alberto Isla?

No. Estuve con él en septiembre, pero entonces con Alejandro estábamos así, así. Pero con Alejandro ahora estoy bien. ¿Pasión? Sí, también. ¿Que si nos acostamos? ¡Obvio!

¿Qué falla con los padres de Alejandro?

Alejandro y su madre tienen una relación muy buena, hablan dos veces al día como mínimo. Al principio, para ella fue un shock de "la amiga de mi hija está con mi hijo"... Con Marta, la relación es muy cordial. Y con su padre, muy cordial también.

Kiko Hernández: El padre de Alejandro dice que tiene unas grabaciones que te dejan muy mal.

Nada. No hay nada.

¿Cómo es tu relación con Alberto Isla ahora?

Muy buena.

Relacionado con esta noticia

Relacionado con esta noticia

Relacionado con esta noticia

Relacionado con esta noticia

Relacionado con esta noticia

Noticias relacionadas

Más Sobre...

Loading...