Anabel Pantoja y Omar Sánchez están pasando por un gran momento. El paso de él por ‘Supervivientes 2021’ les ha fortalecido como pareja, y tienen muchas ganas de seguir dando pasos en su relación. La sobrina de Isabel Pantoja ha hablado en exclusiva para nuestra revista, y uno de los temas que ha tratado ha sido su boda. La colaboradora, si no hubiese sido por la pandemia, ya estaría casada. Pero la situación le obligó a retrasar su enlace con el canario. Ahora el momento por fin se acerca, y ya lo están planeando todo para darse el ‘sí quiero’.

Artículo recomendado

EXCLUSIVA Anabel Pantoja aclara todo sobre el supuesto dineral que se gastó para salvar a Omar Sánchez

EXCLUSIVA Anabel Pantoja aclara todo sobre el supuesto dineral que se gastó para salvar a Omar Sánchez

Inevitablemente, la polémica familiar rodea a la boda de Anabel Pantoja y Omar Sánchez, pero ella tiene claro que lo más importante son ellos y van a dar el paso vaya quien vaya al enlace. Al preguntarle a la colaboradora si le da pena que algunos miembros de su familia vayan a ir y otros no, ha asegurado que “claro que me da pena, pero si me pongo a pensarlo es que no me caso nunca”. Porque hay que recordar que en este momento de tensión familiar, ella no pasa por su mejor momento con su primo Kiko Rivera.

Así que Anabel Pantoja no está dispuesta a esperar más porque “ahora pandemia, ahora familia… ¿qué? ¿Me caso a los 45? Tampoco pasaría nada, que me puedo casar a los 45, pero me apetece casarme este año”. Ahora lo que más le importa a la sobrina de Isabel Pantoja es su bienestar con Omar, y sobre su familia ha asegurado que “me afecta esta situación, pero yo no puedo hacer nada, no puedo obligar a la gente”.

Anabel Pantoja
GTRES

Eso sí, Anabel Pantoja hará el intento de que su familia esté junto a ella en el gran día. A la pregunta de si va a llamar a Kiko Rivera para que asista a su boda, nos ha contestado que “voy a llamar a todo el mundo, voy a llamar a toda mi gente, a la gente que quiero que esté”. ¿Qué ocurrirá en caso de que no vayan? Ella lo tiene claro. “Si no pueden estar, no me voy a enfadar, de verdad. Al revés”.