Tras la salvación de Hugo Castejón por parte de la audiencia, un hecho que a Mila Ximénez le provocó un ataque de nervios, la expulsión se ha quedado enAdara Molinero y el Maestro Joao. Los dos amigos se enfrentan a su noche más dura, uno de los dos tendrá que abandonar 'GH VIP 7' separando así sus caminos hasta que finalice el reality. La exazafata le ha confesado a Carlota Corredera que le da pánico pensar en lo que puede estar pasando fuera. Y no es para menos porque la joven va a tener que enfrentarse a Hugo Sierra, el padre de su hijo, y volverá a reencontrarse com Gianmarco, el chico del que está enamorada: "Estoy muy nerviosa y súper triste porque se vaya él o me vaya yo, va a ser muy difícil para mí. Tengo miedo de lo que pueda estar pasando fuera", ha comenzado explicando a la periodista de lo más inquieta.

"Me alegro de que se haya salvado Hugo porque también es mi amigo y le quiero muchísimo pero no estoy preparada para vivir en la casa sin Joao. Sería muy duro, tendría que asumirlo y remontar", ha continuado.

Pero lo que le da verdadero pavor es, ahora que se han escuchado y se han visto todas las confesiones que ha tenido con el vidente, no es lo de dentro si no lo de fuera del concurso: "Si me voy me preocupa la situación que pueda haber fuera, lo que se pueda decir o cómo se puedan interpretar las cosas, todo eso, enfrentarme a la realidad. Estoy preparada para llegar hasta la final", ha contado.

Artículo relacionado

Ha querido recalcar que participar una vez más en este formato es lo que más bonito que le ha pasado: "Estoy feliz por poder vivir de nuevo esta experiencia y triste por si se va Joao o me voy yo. Joao es muy especial y ha sido mi mejor amigo en la casa

Y es que, a pesar de que es una de las grandes favoritas para conseguir el maletín, el concurso de Adara durante estos meses no ha sido un campo de rosas y no ha dudado en señalar a las personas que se lo ha hecho cuesta arriba: "Me he sentido menospreciada por Alba Carrillo, Noemí Salazar, por casi todos mis compañeros menos Joao. Han ido a por mí. Ahora se han relajado las cosas. No sé en qué punto está ahora Mila pero todo esto se le está yendo de las manos", ha confesado dejando constancia que tiene fuerzas y ganas para continuar.

"Si en semanas sucesivas se van Joao y Hugo me quedaría sin apoyos pero resistiría. Yo estoy preparada para llegar hasta el final, hay que tirar para delante. Esto es como la vida: hay que ir superándose y lo que venga, viene y así.

La decisión está en manos de la audiencia...