Este miércoles 6 de mayo el pequeño Archie está de cumpleaños. El hijo del príncipe Harry y Meghan Markle celebra su primer año de vida, doce meses que, a pesar de haber permanecido en la más absoluta privacidad, han estado cargados de cambios por la insólita decisión de sus padres.

Artículo relacionado

A pesar de ser una fecha marcada por la complicada situación provocada por el covid-19, se espera que durante el día de hoy sus padres compartan una imagen del pequeño desde su nueva residencia, ubicada en Los Ángeles, gracias a la cual podrá conocerse el cambio físico que ha experimentado desde su última aparición pública.

Archie, Meghan y Harry

El que es el octavo bisnieto de la reina Isabel II venía al mundo el 6 de mayo de 2019 sin que nadie pudiera imaginar los cambios tan drásticos que el príncipe Harry y su mujer comenzarían a decidir unos meses más tarde, y que los alejarían a los tres de la Corona británica.

Durante sus primeros doce meses de vida, el pequeño Archie ha cambiado tres veces de país. Primero vivió en Reino Unido, donde nació. Después viajó hasta Canadá, y actualmente reside en los Estados Unidos donde parece que sus padres han encontrado, por fin, han encontrado el hogar y la paz que buscaban.

Archie y Harry

Desde su presentación en sociedad en el castillo de Windsor, a su bautizo, que estuvo lleno de secretismo o su aparición en el viaje oficial que sus padres hicieron el pasado otoño por África, el pequeño tan solo ha protagonizado un puñado de apariciones públicas de las muchas que se esperaban. Los Duques eligieron una reunión con el sacerdote y Premio Nobel de la Paz, Desmond Tutu, para mostrar al mundo a Archie en todo su esplendor que conquistó a todos mostrándose como un niño de lo más adorable y risueño.

Tras su huída a Vancouver, durante el periodo que los Sussex se alejaron de los medios de comunicación, la familia felicitaba la Navidad con una nueva fotografía en la que Archie se convertía en claro protagonista. Una instantánea que se tomaba días antes de la drástica decisión de sus padres de dejar de formar parte de la Familia Real británica.

Harry, Meghan y Archie

Después de concluir sus últimos actos en representación de la Corona, el 1 de abril la familia comenzaba una nueva vida en Los Ángeles (California), ciudad en la que nació Meghan y en la que vive su madre Doria Ragland.

Además de los cambios de ubicación, Archie también ha vivido en su primer año de vida el lanzamiento de la nueva organización benéfica de sus padres: Archewell, además de la preparación de una biografía autorizada en la que contarán su verdad, desde cómo se conocieron hasta cómo ha sido su salida de la monarquía. También ha vivido de cerca la batalla judicial de Harry y Meghan con los medios de comunicación sensacionalistas, entre otros altercados con la prensa.

Sin duda, un año repleto de emociones, cambios y altercados en el que el pequeño Archie ha permanecido lo más alejado posible de los focos. Queda esperar a su próxima imagen pública, la primera desde el pasado mes de diciembre.

[Fotografías: Sussex Royal]