Vidas propias

"No hay prueba de fuego más complicada para una pareja que pasar junta unas vacaciones"

Jorge Javier Vázquez
Jorge Javier
gtres

29 de julio de 2014, 08:46

No hay prueba de fuego más complicada para una pareja que pasar junta unas vacaciones. Ahora mismo estoy intentando concentrarme para escribir pero tengo a P. comiéndome la oreja desde hace rato, hecho que me obliga a practicar el noble arte de la simulación: hacer ver que lo escucho con atención mientras le doy a la tecla del ordenador. No es difícil, seguro que vosotros la habéis puesto en práctica en más de una ocasión: tu pareja te habla sin cesar, tú sigues escribiendo y cada cierto tiempo le dedicas una mirada comprensiva. Como no hablas, al final se dan cuenta de que no estás mucho por la labor y se dedican a tareas tan satisfactorias como arreglarse las cejas o quitarse un grano.  Afortunadamente, P. no suele dar mucha guerra. Sería difícil que la diera donde estamos. Porto Santo se ha convertido en todo un descubrimiento: disfrutamos de la playa, comemos muy bien y la isla tiene un encanto especial. Al estar tan cerca de Madeira, los Ronaldo tienen un vínculo especial con ella. El mismo Cristiano se acaba de comprar una casa y está a punto de construir un hotel. En un programa de televisión hablan de Katia Aveiro y P. y yo nos descojonamos al escuchar que la hermana de Cristiano ha ganado unos “kiliños” después de su paso por ‘Supervivientes’ y que en España está haciendo muchas presentaciones “que allí –por nuestro país– llaman bolos”. Me fascina que la palabra “bolo” traspase fronteras. Ayer fuimos en catamarán y logramos ver delfines. Verlos tan de cerca, en su hábitat natural y no en un parque marino, jugueteando con las olas que producía el catamarán, me retrotrajo a mi infancia. Fue un bonito adelanto de mi cumpleaños; al día siguiente me caerían 44. Me gustaría que me regalaran un mar para estar todo el día acariciando a un delfín.

Loading...