Estampado de dálmata a pocas semanas de dar a luz

Una Kate Middleton embarazadísima, saca su Cruella de Vil interior con su último look

¿Y tú qué opinas?

Kate Middleton

11 de marzo de 2015, 14:16

Por CONCHI ÁLVAREZ DE CIENFUEGOS

 

De Kate Middleton podríamos hablar horas y horas de su estilo, y durante todo este tiempo, el término ‘print animal’ jamás saldría por nuestra boca. Estampado de rayas, de flores y de topos, y para de contar. Kate no es dada a prints salvajes, por eso ha sorprendido su último look en el que la hemos visto con un abrigo blanco y negro que imitaba la piel de los dálmatas.

 

Por 239 euros podemos copiarle el look a la esposa de Guillermo. Un dinero que invertiríamos, al completo, en adquirir el abrigo, que es de la firma Hobbs y que, personalmente, a nosotros nos ha parecido muy divertido y que le aporta un ‘twist’ de lo más interesante a su fondo de armario, que a veces peca de aburrido.

 

Así, en su octavo mes de embarazo, Kate está más atrevida que nunca. Se ha animado a apostar por otra clase de looks, pero sin renunciar a ese lado ‘chica buena’ que la convierte en la nuera que toda suegra querría.

 

Pero a decir verdad, esta pieza ya llevaba algún tiempo colgando en el armario de Kate. La primera vez que se lo vimos fue en 2013, cuando estaba embarazada de George y andaba de las mismas semanas, por lo que debería de haberlo estado reservando hasta que otro bebé estuviera de camino. Eso sí, no debería haberse hecho tanto de rogar para volver a enseñárnoslo, porque nos encanta, y la confirma, una vez más, como la reina indiscutible de esta clase de prendas. ¿Conocéis a alguien con más cantidad de levitas y abrigos? ¡Su colección es impresionante!

 

Por último, nos fijamos en el calzado de la duquesa de Cambridge: taconazo. Al igual que hiciera con George, no se piensa bajar de sus ‘stilettos’ hasta que no ponga un pie en la sala de partos. Kate seguirá sumándose esos centímetros extra hasta que ya no pueda más con su barriga. Si ella está cómoda y le gusta, no hay más que hablar. Que siga hasta el último minuto ‘andamiada’.

 

Más Sobre...