8 apellidos mosqueados

Dani Rovira: "No me ha merecido la pena presentar los Goya"

Está enfadado por las críticas recibidas

dani rovira no me ha merecido la pena presentar los goya

Más Sobre...

Premios Goya

10 de febrero de 2016, 10:27

Dani Rovira está mosqueado. No logra entender el porqué a tanta crítica y a tanto desprecio tras su paso como conductor de los Goya 2016. El cómico ha hecho como suyos los comentarios que han tachado a la gala de aburrida y de otras cosas peores pero creemos que no debería haberlo hecho. Él estuvo de lo más correcto en su papel. Sus bromas funcionaron más o menos bien, las interacciones con el público fueron divertidas, pero no puede cargar con la responsabilidad de que a la audiencia le haya parecido aburrida. Eso no es su culpa, ya que muchas de las críticas de falta de ritmo van motivadas por el excesivo tiempo que dedicaban los premiados a dar las gracias. Eso se hace interminable para cualquiera.

Entendemos que todos estén la mar de orgullosos de su trabajo, y que están viviendo SU momento, pero el público necesita más acción. Lo sentimos, pero es así, y de eso no podemos culpar a Rovira, ni Rovira se puede culpar a así mismo. Anoche en pleno arranque de sinceridad tuitera, el actor colgaba este mensaje: “Tras todas las críticas, desprecios, insultos, acusaciones y decepciones, he de decir que no me ha merecido la pena presentar @PremiosGoya”. Estaba quemadito.

dani rovira enfado goyas

Otra de las cosas que más se ha criticado de la gala ha sido el número musical del comienzo. Cierto que no fue brillante, que no podemos compararlo al del equipo de ‘Los Miserables’ en los Oscar 2013, pero de eso tampoco podemos culpar a Dani. Quizás, si han visto que tanto disgustan esta clase de entretenimientos, pues para la próxima nos lo ahorramos y listo. ¿En qué somos buenos? ¿En tener más ingenio que Ricky Gervais y Tina Fey juntos? ¡Pues potenciemos precisamente eso! Y olvidémonos de los números musicales. Así de fácil.

A Rovira le han sentado mal los insultos (a quién no le pasaría lo mismo), pero debe aprender a quedarse con la crítica constructiva y a que le resbale la destructiva. Al final, quien estuvo tonteando con Pé fue él y no los ‘haters’ que empañaron su noche.

Relacionado con esta noticia

Relacionado con esta noticia

Relacionado con esta noticia

Noticias relacionadas

Más Sobre...

Loading...