Tras diagnosticarle cáncer de mama por segunda vez, Terelu Campos tomó una importante decisión: se quería someter a una doble mastectomía. Esto suponía extirparse los dos pechos, con el fin de que se eliminase cualquier posibilidad de desarrollar en ellos un cáncer. En España no sucede como en otros países, como por ejemplo Estados Unidos, donde una mujer puede decidir si se opera e, ipso facto, obtener cita con el cirujano, no, en el caso de Terelu tiene que esperar a que un comité de médicos valore qué es lo mejor para ella. Y hoy saldrá de dudas.

Artículo relacionado

Kiko Hernández lo anunciaba de este modo el lunes por la tarde en ‘Sálvame’. “Mañana por la mañana, a las 9, se reúne todo el equipo médico para valorar su futuro”, decía el colaborador, mientras, a su lado, Carlota Corredera cruzaba los dedos deseándole la mejor de las suertes a su compañera. En esta reunión, los expertos sopesarían si la hija mayor de María Teresa Campos debe someterse a esta intervención o, en su caso, es mejor que no. “A medio día sabrá cuál es su futuro y saldrá de cualquier tipo de dudas”, aseguraba Hernández.

El pasado mes, Terelu se sometió a una intervención para eliminar tejido canceroso que, de nuevo, se había formado. En esta ocasión, afectaba a la mama contraria de la que tuvo que ser operada 6 años atrás. Tras el proceso quirúrgico, Campos ha tenido que ir hasta en dos ocasiones al hospital por molestias, la última tuvo lugar en Madrid, cuando tuvieron que practicarle un drenaje debido al dolor que padecía.