En la guerra de los Pantoja cada vez hay más voces, claro está por el mero carácter mediático que le están dando sus principales protagonistas.

La fiesta de arranque de temporada de Mediaset, a la que acudieron sus principales figuras y en la que también estuvo Isabel Pantoja, ha dado para mucho. Y es que la ex superviviente mantuvo una reveladora conversación con Jorge Javier Vázquez, en la que también estuvo presente María Patiño.

Artículo relacionado

La presentadora contó en 'Sálvame' el desarrollo de este encuentro en el que Isabel acabó llorando y María Patiño abroncándola por la actitud que estaba teniendo con su hija, Isa Pantoja. "Sécate las lágrimas y sal ahí, esto es un lugar de trabajo", le dijo María Patiño, palabras que la madre de Kiko Rivera recogió de buen agrado a pesar de su dureza y determinación.

Y lo mismo ha ocurrido con Jorge Javier Vázquez, el presentador quien ha mantenido una relación de altibajos con Pantoja se convirtió, sin buscarlo, en el pañuelo de lágrimas de la cantante durante la mencionada fiesta. "Estuve hablando tres cuartos de hora con Isabel Pantoja y yo creo que Asraf es una anécdota en la historia madre e hija. Isabel estuvo llorando mientras hablaba conmigo", ha revelado el conductor de 'Sálvame'.

Jorge Javier dio estas declaraciones en 'Sábado Deluxe', al que Asraf Beno, actual pareja de Isa Pantoja, fue como invitado. Asraf también está enfrentado a Isabel Pantoja, pero el presentador no cree que esto sea el centro de los problemas entre madre e hija.

"Isabel Pantoja no está psicológicamente bien, le está dando tantas vueltas al problema con su hija que si hiciera público alguna de las cosas que me dijo…creo que dentro de un mes o dos ella no se reconocería en esas palabras", ha contado Jorge Javier, que sinceramente considera que tras los últimos acontecimientos de la polémica familiar y por actitudes como estas "se ha derramado el vaso".