Si hay un royal que está activo en la familia real británica durante la crisis del coronavirus ese es el príncipe Guillermo. El nieto de Isabel II asumió hace unos días las responsabilidades de la familia real británica. Desde que se confinó y tras conocerse el positivo de Carlos de Inglaterra en coronavirus, la monarca decidió que su nieto fuera el encargado de convertirse en el referente de la corona británica durante estas semanas. Una función que el marido de Kate Middleton está cumpliendo a rajatabla. Tanto es así que durante la Semana Santa el duque de Cambridge no ha parado de llevar a cabo acciones relacionadas con la crisis internacional que se está viviendo.

Artículo relacionado

El último gesto que ha tenido Guillermo de Inglaterra ha sido realizar videollamadas a voluntarios que ponen todo de su parte para intentar paliar la crisis de la COVID-19 y para facilitar la situación. El duque de Cambridge es patrón de la NET (National Emergencies Trust). Se trata de una fundación que él mismo ayudó a poner en marcha y que trabaja para ayudar a los más vulnerables. En estos momentos la fundación está volcada en prestar su apoyo a los afectados por el virus, y Guillermo ha puesto en valor el trabajo de quienes colaboran en ella con sus llamadas.

Guillermo de Inglaterra

Las dos llamadas de las que ha hablado en la cuenta de Instagram de Kensington Palace y que ha realizado desde su casa de Anmer Hall, en Norfolk, han sido a dos mujeres que trabajan en diferentes voluntariados financiados en parte por la NET y que en la actualidad están trabajando para llevar comida a las personas más vulnerables. Ambas le han contado al duque de Cambridge cómo están pasando estos días, las labores que están realizando y le han agradecido su apoyo. Algo a lo que el marido de Kate Middleton ha respondido diciendo que cree “que Gran Bretaña está en su mejor momento de unión ahora que estamos en crisis”. Guillermo de Inglaterra ha mostrado su lado más distendido y en las videollamadas no ha perdido la sonrisa, dando muestra un día más de su naturalidad.

Guillermo y Kate

Una naturalidad que en las últimas semanas ha demostrado en más de una ocasión. Hace unos días, junto a Kate Middleton, llamó a una escuela para hablar con los profesores y los niños y felicitarles la Pascua, y con ellos terminaron incluso bromeando. Otras de las acciones que ha llevado a cabo Guillermo de Inglaterra en los últimos días han sido compartir un vídeo de sus hijos George, Charlotte y Louis aplaudiendo a los sanitarios, acudir junto a su mujer a un centro de llamadas de emergencia, dar un discurso institucional sobre la situación o apoyar los mensajes que están lanzando tanto su abuela Isabel II como su padre Carlos de Inglaterra.