Boquiabiertos

La confesión más sorprendente de Aída Nízar

Dedicada a Kiko Matamoros sobre su hermano Coto

Kiko Matamoros Aída Nizar
1 / 6

1 / 6

confesión más sorprendente de Aída Nízar 3. Aylén ¡a juicio!

2 / 6

confesión más sorprendente de Aída Nízar 1. Aída, muy molesta

3 / 6

confesión más sorprendente de Aída Nízar 4. Kiko, en defensa de Aylén

4 / 6

confesión más sorprendente de Aída Nízar . La confesión de Aída

5 / 6

confesión más sorprendente de Aída Nízar 2. Kiko imaginándose un domingo de paella con Aída como cuñada

Más Sobre...

Televisión Gran Hermano Vip

27 de marzo de 2017, 12:33

No sabemos cómo lo hace pero Aída Nízar tiene una habilidad única para dejarnos con la boca abierta. Fijaros que antes la considerábamos polémica por encima de todas las cosas, pero no, en realidad, el adjetivo que mejor la define es sorprendente. La granhermana tiene un repertorio sin fin de momentos con los que dejarnos con los ojos a punto salírsenos de las órbitas y con las orejas pitando. Lo volvió a demostrar anoche en el Debate de GH VIP 5.

Relacionado con esta noticia

La abogada, que tiene respuesta para todos los ataques que se le vengan encima, le soltó esto a Kiko tras escuchar cómo este le recriminaba que no hubiera mantenido relaciones con nadie desde hacía cuatro años: “Si no me acuesto con nadie es porque no estoy enamorada. Ojalá en tu vida te quieran como han querido a Aída Nízar. Además, ¿tú sabes que Coto Matamoros estaba profundamente enamorado de Aída Nízar?”, preguntó a Sandra Barneda, que no daba crédito a lo que ocurría. “¡Soy el amor platónico de Coto Matamoros! Y Kiko no lo pudo superar”, finiquitaba la discusión la vallisoletana.

¿Os imagináis cómo habrían sido esas reuniones si la de GHVIP hubiera entrado a formar parte de la familia Matamoros? Por si estos no tenían suficiente lío montado… Aída habría puesto (aún más) patas arriba este clan, en el que los hijos no terminan de llevarse con el padre, los hermanos no se entienden y los descendientes no quieren saber nada de la mujer del padre. No, definitivamente, los Matamoros lo que menos necesitaban en sus vidas era una Aída…

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Más Sobre...

Loading...