Su historia de amor parecía idílica desde el primer momento. Sin embargo, los primeros meses de noviazgo entre el príncipe Harry y la actriz Meghan Markle no fueron tan perfectos como en principio se creía. Según revela Angela Levin en el libro ‘Harry: Conversaciones con el príncipe’, el miembro de la familia real británica flirteó con una modelo cuando ya había conocido a la que en la actualidad es su esposa.

“Durante la etapa inicial de su relación con Meghan, Enrique tuvo citas con Sarah Ann Macklin, modelo de la marca Burberry”. Según cuenta, ambos se conocieron en una fiesta privada, “él se quedó con su número y la bombardeó a mensajes”. Sin embargo, la historia entre ambos no llegó a más cuando el príncipe se marchó un mes a África, ya que él no fue capaz de comprometerse a tener una relación más seria.

Artículo relacionado

Según apuntan fuentes cercanas, la relación podría haber fracasado debido a los distintos estilos de vida que ambos llevan. “Un amigo suyo me dijo: ‘Lo intentaron pero eran bastante diferentes. Ella lleva una vida muy sana, apenas bebe, y en esa cuestión estaban en una onda completamente distinta. Enrique era poco proclive a comprometerse’”, ha afirmado la biógrafa.

Además, la autora asegura que Enrique no fue el único con varios frentes amorosos abiertos, ya que apunta que Meghan puede que todavía no hubiera cortado con su entonces novio. “También ha habido cierta confusión sobre si, en ese momento, Meghan Markle había cortado con el que era su novio desde hacía dos años, el cocinero Cory Vitiello”, ha afirmado.

Rumores desde 2016

Los rumores sobre una posible relación entre Sarah Ann Macklin y el príncipe Enrique aparecieron por primera vez en la prensa británica en el año 2016, cuando el ‘Daily Mail’ aseguró que ambos habían mantenido un breve romance. “El flirteo [con Enrique] era un secreto a voces entre sus amigos”, afirmaba el mencionado periódico entonces.

Sin embargo, la casa real inglesa tomó cartas en el asunto. El palacio de Kensinton amenazó con demandar a cualquiera que inventase algo sobre el príncipe. Además, la modelo tampoco se pronunció al respecto. Eso sí, la historia posterior está clara: el príncipe eligió a Meghan Markle, con quien ha terminado casándose y teniendo un hijo en común, Archie Harrison Mountbatten-Windsor.