La cuarentena ha servido a Lola Ortiz a poner orden en su vida y en llenarlo de amor.La extronista de 'MYHYV' ha sorprendido a todos con el notición que ha dado desde su canal de Mtmad. Y es que está saliendo con la cantante LeKlein. Después de acabar el año protagonizando una polémica con Diego Matamoros, el destino le tenía preparado un golpe de suerte y no puede estar más feliz.

El último episodio de su canal ha servido a Lola para gritar a los cuatro vientos la etapa de felicidad que atraviesa desde hace unos meses, y reafirmar su orientación sexual, de la que nunca se había manifestado hasta ahora. "Siempre me he enamorado de hombres pero, como he cambiado y he quitado esos límites que yo misma me ponía, quizás cabía la posibilidad de conocer a una mujer", confesaba con naturalidad.

Artículo relacionado

Romper esas barreras ha llevado a Lola a conocer a una persona a la que describe como "maravillosa". Su chica, LeKlein, nombre artístico de Vanesa Ortiz, es conocida por el gran público por haberse quedado a las puertas de representar a Eurovisión en 2015. Finalmente, la responsabilidad cayó sobre Manel Navarro. Aunque en el mundo del 'corazoneo', es conocida por haber sido novia de Nagore Robles.

Vanesa Klein, LeKlein
Gtres

La colaboradora y presentadora de televisión compartió unos meses de su vida con Vanesa hace ya una década. Corría el año 2010 cuando Kiko Hernández sacó a la luz que Nagore y LeKlein eran pareja. Su noviazgo fue fugaz, de apenas unos meses, y fue la propia cantante la que confirmó en 'Sálvame' que habían roto. Asimismo, matizó que el fin de su historia de amor no se debía a "terceras personas", haciendo referencia a Sofía Cristo, con quien volvía a estar ilusionada Nagore. "Lo nuestro estaba acabado de antes", declaró entonces LeKlein.

Artículo relacionado

Pero a día de hoy, y dando carpetazo al pasado, Lola Ortiz y Vanesa están viviendo un momento muy dulce juntas. En diciembre de 2019, era Amor Romeira la que hacía de 'celestina', una bonita casualidad de la que no pueden sentirse más agradecidas. "A los días le escribí un mensaje y no me contestó, pero antes de la cuarentena me llegó un mensaje y empezamos a hablar y coger confianza. Nos empezamos a gustar mucho porque tenemos muchas cosas en común", ha desvelado ya cuando ha sentido que su historia va en serio.