En menos de un mes se cumple el primer aniversario de la muerte de Camilo Sesto.Si hay alguien a quien le ha afectado la pérdida del cantante, ese es su hijo Camilo Blanes. Antes del fallecimiento de su padre él ya ha arrastraba algunos problemas. Unos conflictos que se han visto incrementados desde aquel doloroso momento. Él asegura que se encuentra bien tal y como dijo en el programa 'Viva la Vida' el pasado fin de semana. Algo que se contradice con las últimas imágenes en las que Camilín, así es como se le conoce cariñosamente, aparecía con la mirada perdida y sin casi articular palabra. Todo esto se debe a una vida repleta de excesos que ya ha intentado paliar en algunas ocasiones.

Artículo relacionado

El heredero universal del cantante retransmitió hace unos días en sus redes sociales un episodio en el que se pudo comprobar que los problemas siguen en su vida. En el vídeo, que ya se ha eliminado de las redes sociales, el joven aparece en un estado un tanto descontrolado, algo a lo que él ha intentado quitar hierro diciendo que su estado era fruto del momento. Pero personas cercanas a Camilín aseguran que todavía necesita ayuda y que los problemas relacionados con las adicciones siguen presentes en su vida. En cuanto a lo laboral, el hijo del cantante ha grabado un disco con el que rinde tributo a su padre que todavía no ha visto la luz.

Camilo Blanes

Tal y como cuenta Pilar Vidal en 'ABC' el entorno del hijo de Camilo Sesto asegura que pone voluntad para solucionar sus problemas, algo que por lo que demuestra por ahora no es suficiente. Tan solo hay que ver el estado en el que estaba hace unos días la casa de Torrelodones en la que actualmente vive, donde el agua de la piscina tenía un color verde fruto del descuido y de la que ha despedido al matrimonio que se encargaba de cuidarla cuando la vivienda pertenecía a su padre.