Dramazo

El día que los niños de MasterChef Junior lloraron todo y más

Los aspirantes despidieron a María Querol, Hugo y Xavier

niños llorando masterchef junior
rtve.es

Más Sobre...

Niños famosos MasterChef

9 de diciembre de 2015, 09:58

El de ayer no fue un programa fácil. Los niños se despidieron de tres de sus amigos más queridos María Querol, Hugo y Xavier. Nunca se han visto más lágrimas derramadas en las cocinas de MasterChef, ni en las ediciones de los mayores ni en las Junior. Fue un verdadero drama. Los niños lloraban a moco tendido, se abrazaban como si no fueran a volver a verse (lo cual era realmente complicado teniendo en cuenta que dos de ellos eran hermanos) y se lamentaban por no poder seguir todos unidos.

Ayer tuvieron un programa muy movidito. Empezaron corriendo para obtener las herramientas necesarias para elaborar una buena pasta fresca. Se celebraron, por tanto, las Olimpiadas MasterChef Junior, como una parte más de la propuesta del programa de acercar unos hábitos de vida saludables a todos los niños y espectadores. Este año se presta especial atención a que los menús sean equilibrados, ricos y sanos, y, además, se aboga por un estilo de vida activo. Tras estos Juegos Olímpicos, los pequeños chefs se marcharon a Burgos para cocinar a los ciclistas de la Vuelta a España, para terminar realizando un viaje alrededor del mundo a través de la cocina. Los niños prepararon platos de China, Perú, México e India.

covadonga

rtve

Pero sin duda, las anécdotas de este programa las han protagonizado:

  • Lukas. El jovencísimo cocinero tuvo el día inspirado y le dio por ponerle azúcar a la ensalada de quinoa. Esta era su manera de añadirle “saboooor”, como dice Samantha, a un plato principal. Pepe echó la culpa del invento a David por sus maneras ‘modernas’, que inspira a que los más jovencitos se atrevan con barbaridades como estas…
  • Chloe como adulta responsable. Lo de ella no es normal. Tiene una manera de hablar que hace que sospechemos que en su interior habite una mini-mujer escondida. ¡Qué aplomo! ¡Cuánta seguridad! Eso sí, cuando llora cuando las cosas no salen como a ella la hubiera gustado nos deja una pista de su verdadera edad. Y a nosotros se nos rompe el corazón cuando sus enormes ojos se llenan de lágrimas.
  • Covi. Covadonga ya no es Covadonga, es Covi. La más dinámica de todos los aspirantes (con permiso de Lukas) ganó la primera prueba y obtuvo como recompensa conocer más de cerca cómo se vive la Vuelta Ciclista. Y si ella lo disfrutó de lo lindo, Eva se lo pasó pipa solamente viéndola a ella. Además, está haciendo competencia al jurado puesto que se dedicó a probar todos y cada uno de los platos de sus compañeros, dándoles las recomendaciones pertinentes.
  • Martina, la estrella. Ya lleva dos pruebas de eliminación de las que se ha librado gracias a su buen trabajo en cocinas. Apunta maneras como preferida y entre los aspirantes ya se ha convertido en la mejor aliada para tenerla en su grupo.

Noticias relacionadas

Loading...