Hacemos una ruta para que sigas sus pasos

¿Dónde se mete tanto famoso en Ibiza?

¿Y tú qué opinas?

Paula Echevarría y David Bustamante
Gtres

30 de julio de 2014, 16:00

Leonardo DiCaprio, Will Smith, Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo, Naomi Capbell, la baronesa Thyssen, Paul McCartney, Eugenia Silva, Paris Hilton, Giorgio Armani, Tamara Falcó, Neymar, Mar Flores, Jaime de Marichalar… La lista es tan larga que necesitaríamos un paquete de folios (de los de 500) para enumerar a todos los personajes de la farándula que veranean en Ibiza.

La isla recibe 11 millones de turistas al año, cosa que debe ir muy bien para la economía, pero muy mal para tu cabeza si lo que buscas es unos días de relax. Porque es imposible ir a un chiringuito, discoteca, hotel o restaurante sin encontrarte a Paula Echevarría y David Bustamante, sin ir más lejos.

Algo tendrá de especial Ibiza para atraer a todos estos famosos, pero nosotros nos preguntamos cómo es posible que quepan todos a la vez en el mismo espacio y en el mismo período de tiempo. ¿Cómo se reparten por la isla? ¿Hay tantos metros de puerto para tanto yate? Repasamos contigo los sitios que frecuentan las celebrities en la mayor de las pitiusas para que puedas seguir sus pasos. Playas, sitios de marcha, restaurantes, tiendas... Eso sí, ten claro que barato no te va a salir.

1. Un chapuzón en aguas cristalinas

Cala Jondal

Ya son unas cuantas las celebrities que se están trasladando de Ses Salines a esta zona, cansados de tanta masificación. Aunque a este paso, Cala Jondal está a punto de convertirse en la puerta de El Corte Inglés el primer día de rebajas. Las piedras dificultan un poco entrar al agua para remojarse, pero una vez dentro, te encuentras con un espectacular fondo blanco por el que ves pasar los pececitos. Por eso es una de las mejores para practicar el buceo. Tienes que saber que, si quieres hacer algo más que tumbarte al sol, como por ejemplo calmar la sed con una clara, tu cartera debe estar repleta de fajos de billetes porque es de las más caras.

Platja de Ses Salines

Paula Echevarría Ses Salines
Gtres

Este paraíso de la naturaleza ya es conocida como la ‘Playa de los Famosos’, imagínate por qué. Muchos hacen escala con sus yates de lujo, cargan la comida y la bebida que necesitan de los chiringuitos de la zona y siguen navegando plácidamente. Lo que tiene esta playa de especial (aparte de que cabe la posibilidad de que te tropieces con tu futbolista preferido) es que se encuentra en el Parque Natural de Ses Salines, algo con lo que no están muy de acuerdo los ecologistas.

Platja des Cavallet

Justo al lado de la Platja de Ses Salines se encuentra la Platja des Cavallet, la nudista por excelencia. Aunque corren el riesgo de que algún ‘paparazzi’ les pille como su madre les trajo al mundo, algunos famosos se atreven a pisarla.

2. Para comer o tomar la primera copa

Chiringuito Malibú

Malibú Beach Club
Gtres

En Ibiza, un chiringuito no es lo que tú te piensas. Aquí no va el típico padre de familia barrigón para comprar el refresco al niño. Tienes que ser guapo, esbelto y pastoso. El Malibú está en primerísima línea de mar y te permite hasta alquilar un yate para salir a navegar con los amigos. Vale la pena pisarlo una vez ni que sea para hacerte un ‘selfie’ con alguno de los jugadores de fútbol que frecuentan el local para luego fardar en las redes sociales.

Es Xarcu

Es Xarcu
Es Xarcu

No sabemos por qué los propietarios del chiringuito Ex Xarcu dicen que están en la Cala Virgen porque está claro que está muy concurrida. Quizás porque cuando abrieron sus puertas, hace 20 años, sí lo era. La terraza está literalmente sobre el mar. Y si no, se puede atracar directamente en la cala y degustar el pescado y marisco fresco casi sin moverse del barco.

Chiringuito Es Cavallet

Aquí come David Guetta, pero no sabemos si vestido o desnudo, porque se encuentra en la playa nudista des Cavallet. Modelos, cantantes, futbolistas... te puedes pasar el día en la puerta viendo desfilar famosos.

Club Blue Marlin

Ya te lo advertimos: si quieres consagrarte al ocio en Cala Jondal, saca la cartera. Este es uno de los beach clubs más exclusivos de la isla. Aquí es donde se reúnen los guapos, ricos y famosos para tomar unos cócteles antes de irse de discotecas. Aunque se puede comer durante todo el día y tomar copas tirados en sus hamacas mientras se contempla la espectacular puesta de sol.

Cotton Beach Club

Cotton Beach Club
Gtres

El blanco impoluto es lo que manda en este club de Cala Tarida. ¿Lo de antes te parecía caro? Pues espérate, que aquí el día te puede salir bien caro como se te ocurra pedir algo para picar para acompañar la copa o sentarte en una hamaca delante del mar. Tienen hasta servicio de lavandería. ¿Para qué? ¿Por si algún torpe te mancha tu vestido fashion?

3. Navegar en alta mar con un yate de lujo

Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo
Gtres

La de fotos de famosos en yate que habremos visto ya… tantos, que nos imaginamos que debe haber retenciones en el mar en hora punta. Muchos incluso duermen en la embarcación, no la tienen solo para relajarse unas horas navegando. ¿Son suyos o los alquilan? Pues depende. Andrea Casiraghi y Tatiana Santo Domingo se han desplazado este verano por aguas ibicencas a bordo del Pacha III, que es un yate que Stéphano Casiraghi le regaló a su mujer Carlota de Mónaco. Otros alquilan yate directamente en las decenas de hoteles o beach clubs que ofrecen este servicio. La zona de Marina Botafoch, en el puerto, se está convirtiendo en la más exclusiva para atracar. Por un barco de lo más normalito se pagan 270 euros por día de amarre, haz cálculos de lo que cuesta tener allí un megayate.

4. De compras con estilistas, como Kate Moss

Emonk Ibiza

Kate Moss Emonk
Gtres

En San Carlos, en el norte de la isla, es donde se fabrican las botas Emonk. Quien les ha dado fama no es otra que Kate Moss. Este mismos verano, la top model, conocida como “la reina Midas de la moda”, estaba de compras con un par de estilistas y le echó el ojo a las sandalias-botas que llevaban. Al día siguiente, ya le habían confeccionado unas para ellas. Cuando su amiguísima Naomi Campbell se las vio, pues lo mismo, también se hizo con un par. Ya sabes: “culo veo, culo quiero”. Por entonces costaban un poco más de 200 euros, pero no hay más que entrar en la web de la firma cómo han subido de precio después de convertirse en las preferidas de las más bellas entre las bellas.

Jade Jagger Ibiza Atelier

La hija de Mick Jagger abrió un atelier de joyas y ropa en el barrio de La Marina, en el casco histórico de Ibiza. Jade realiza ventas privadas exclusivas en un precioso edificio antiguo de techos altos y suelo hidráulico con vistas al Mercat Vell. A pesar de que muchas celebrities aprovechan sus vacaciones de verano para pasarse por allí, en verdad a Jade Jagger le gusta más la versión invernal de la isla, cuando puede estar creando tranquila y conviviendo con la gente que sí vive en Ibiza el resto del año.

5. Empieza la marcha... non-stop

El Lío

Para trabajar aquí tienes que ser modelo, a juzgar por los bellezones que desfilan por este local, desde camareros hasta cabaretistas. Los dueños de El Lío lo definen como un restaurante-cabaret-club, es decir, lo mismo puede cenar sentado mientras contemplas el espectáculo de circenses y contorsionistas que saltar de la silla para ponerte a bailar. A Leonardo DiCaprio le encanta este local.

Pacha

Flower Power Paris Hilton
Gtres

La fiesta que más personajes de la farándula congrega es la Flower Power de la discoteca Pacha. Por aquí han pasado Guti, Helen Lindes, Valentino, Naty Abascal, Paris Hilton, Ana Obregón, Eugenia Martínez de Irujo, Sete Gibernau, Lorenzo Quinn, Anthony Blake… Para entendernos: los ibicencos no suelen pisar esta discoteca, a pesar de que es el club con más historia de la isla.

Amnesia

Aunque este año Paris Hilton se está dejando ver más por Malibú que por aguas ibicencas, la ‘socialité’ pinchará los miércoles de agosto en la fiesta ‘Foam & Diamonds’ (‘Espuma y diamantes’) de esta discoteca de San Rafael. “Una fiesta hecha a medida del icónico universo de Hilton”, según los organizadores. No sabemos si para ti esto es un aliciente o más bien un motivo para no pisar la isla, pero queríamos que lo supieras.

6. Dormir rodeados de ultralujo y diversión

Hard Rock Hotel

Paula Echevarría Hard Rock Café
Instagram

Lo conocéis aunque no lo sepáis. Casi todos los ‘selfies’ de Paula Echevarría y David Bustamante este verano en la playa están hechos desde allí. Aunque no lleva ni dos meses abierto, el establecimiento, del empresario Abel Matutes (hijo del ministro de Asuntos Exteriores en la etapa Aznar), ya se ha convertido en el hotel de moda. Es el cinco estrellas más grande de la isla, con 493 habitaciones, cuyo precio oscila entre los 700 y los 7.000 euros por noche. También se vanagloria de tener a los fogones a Paco Roncero, chef con dos estrellas Michelin, en el Sublimotion. No es un restaurante, sino todo un espectáculo gastronómico limitado a 12 comensales que pagan más de 1.500 euros por el menú. La cuenta le salió por 20.000 euros al jeque que lo estrenó.

Ushuaïa Beach Hotel

Ushuaïa
Gtres

En la misma zona que el Hard Rock Hotel, la playa d’en Bossa, se ubica este lujoso hotel que también es propiedad del grupo empresarial Matutes. Aquí la locura se desata cada noche en la pista central, donde se celebran fiestas por todo lo alto y podemos ver pinchando a disc-jockeys de la talla de David Guetta (de paso recordar que este señor es el tercer dj mejor pagado del mundo, con 22,7 millones de euros ganados en 2013). El Ushuaïa Beach Hotel quiere distinguirse por su exclusividad (por no decir su excentricidad), así que ofrece a sus clientes aviones privados para que puedan dejarse caer por allí desde cualquier parte del mundo. Y ya han estrenado su propia línea de moda.

Gran Ibiza Hotel

Kate Moss y Naomi Campbell
Instagram

Si los dos establecimientos anteriores no te han parecido suficientemente sofisticados para ti, te damos una tercera opción para que te puedas codear con celebrities como Will Smith. El Grand Ibiza Hotel está entre los 10 mejores hoteles-casino del mundo. Tiene unas vistas privilegiadas a Dalt Vila, la antigua ciudadela de Ibiza, y el Mediterráneo. Entre sus restaurantes se encuentra el italiano Cipriani, uno de los preferidos de las superamigas Naomi Campbell y Kate Moss, quienes, cómo no, se han dejado ver ya este verano por allí.

En casa de un famoso

¿Por qué no? Siempre puedes picar a su puerta y decir que se te ha pinchado la rueda del coche justo delante de su casa, como hacen en las películas. Les pides que te dejen entrar para llamar por teléfono y poco a poco te los vas camelando para ocupar un minitrocito de sus cientos de metros habitables. Puedes probar en casa de Guti, en la urbanización de Can Rimbau. O en la de Borja Thyssen y Blanca Cuesta, en la zona de Talamanca. La pareja tiene un dúplex de un millón y medio de euros en primera línea de mar, muy cerca del domicilio de Villa. A Elle McPherson no la busques porque ya ha dejado su mansión sobre las rocas de Cala Comte cansada del bullicio de la isla.