Los 'tróspidos' todavía tienen muchas cosas que enseñarnos

5 cosas que aprendimos en la final de ‘Quién quiere casarse con mi hijo’

¿Y tú qué opinas?

qqcCMH

12 de marzo de 2015, 12:53

Por CONCHI ÁLVAREZ DE CIENFUEGOS


La final de ‘Quién quiere casarse con mi hijo’ ha sido trending topic y sorprendentemente la más vista de todas las ediciones. El programa no sólo fue entretenimiento absoluto, sino que también nos dejó 5 lecciones ‘vitales’ que hoy compartimos con vosotros:


1.    Lo "familiar" vence a lo "putón". Markus, el modelo gallego, tenía claro su estereotipo de chica. Él buscaba “un putón familiar”. Hasta el último momento estaba indeciso, las dos finalistas le ofrecían un aspecto de su ‘mujer 10’. Su madre, MJ, lo tenía claro. Ni loca quería tener sentada en la mesa de Nochebuena a la despampanante Sara, ella prefería los buenos modales y la candidez de Rocío, y al final fue lo que venció. Markus besó a la experta en artes marciales y la rubia se tuvo que marchar a su casa rota de dolor. Al menos ha conocido Berlín.


2.    Unos mariachis son capaces de arreglar cualquier infidelidad. Si has engañado a tu pareja, mejor ahorra saliva y esfuerzo y dedícate a buscar unos mariachis. Esto fue lo que hizo Vicente, el pretendiente de Sandro, obsesionado con los corazones, y fue una jugada maestra. Primero se lió con Ra, mintió en la cara al sevillano y después terminó confesándolo todo con una ranchera que plasmaba su profundísimo penar. ¿Resultado? Sandro le ofreció un anillo entre lágrimas de alegría.


3.    Tu hermano pequeño, además de heredar tu ropa, puede heredar tus exnovias. Sin rencor. Que descartas a una chica en el concurso de ‘dating’ que protagonizas, no pasa nada, tu hermano pequeño puede aliviar el dolor de la decepción amorosa a la expretendienta. Cristofer le robó su momento a Rafa cuando le preguntó si podía tener una cita con Claudia, que había sido una de sus favoritas. Rafa, en cambio, prefirió no tener nada con Sandra y quedarse con su madre, “no te cambio por ninguna”, le susurró.


4.    El amor de una chica con la que llevas un mes vence al de una madre. Mal que le pese a Estrella, Diego hizo su elección anoche y no contó con su beneplácito. Bea, enemiga íntima de su madre, recibió el anillo y ganó el intenso pulso que llevaba manteniendo desde hacía semanas con su proyecto de suegra. ¿Y por qué este odio tan profundo hacia la pelirroja? Por limarse las uñas y por haberle dicho una de las peores cosas que se puede decir a un ser humano: “tienes el pelo seco”. Estrella no quiere saber nada de esta relación.


5.    Una madre bruja es capaz de predecir todos tus movimientos. Rosa lo sabía. Lo sabía porque lo había visto en las cartas y ella ya sabía desde el principio del programa que su hijo salía con novia. Es lo que tiene tener una madre bruja, que siempre va un paso por delante. Así, David rompió su cascarón y encontró el amor en Ana con “una relación que ha ido de menos a más”. Rosa no puede estar más contenta, pues también era su favorita. ¿Habrá habido conjuro de por medio?

Temas Relacionados

Lo más visto

  1. Las cinco cosas que se llevó Alba Carrillo de casa de Feliciano López y que quizá tenga que devolver
  2. El dardo de Melendi a Maluma del que todos hablan
  3. Raquel Bollo ya comparte fotos con su "ilusión", Juan Manuel
  4. ¿Crees que lo sabes todo sobre los famosos? Demuéstralo con este test
  5. Los presentadores piden perdón por el 'Caso Nadia'