Que Shakira se lleva a sus dos hijos a vivir a Miami es un hecho, tal y como acordaron en el acuerdo de separación que firmaron Shakira y Piqué esta misma semana. Quizá para irse ambientando a lo que será su nuevo hogar, la colombiana ha querido que su hijo mayor de adentre en uno de los tres deportes más populares en Estados Unidos, el béisbol –los otros dos son el baloncesto y el fútbol americano–, por lo que el pequeño ha empezado este año a darle al bate y a enfundarse el guante.

Artículo recomendado

Shakira da marcha atrás tras la polémica y rechaza actuar en la inauguración del Mundial de Qatar 2022

Shakira da marcha atrás tras la polémica y rechaza actuar en la inauguración del Mundial de Qatar 2022

Y, claro, su fan más acérrima no puede ser otra que su famosa mamá, que, pompón en mano, es la animadora más entusiasta de su hijo. Vestida con pantalón de chándal y la sudadera deportiva con los colores del club, Shakira estuvo pendiente, no solo de su hijo, sino también de sus compañeros de equipo, con quienes se hizo fotos y a los que animó durante el partido y felicitó cuando este finalizó.

Shakira y Milan

Shakira estuvo animando a Milan en su partido de béisbol

Gtres

Milan juega en las categorías inferiores del Club Béisbol Barcelona, que ha sustituido en la División de Honor al equipo del F.C. Barcelona, cuando el club blaugrana decidió suprimir la sección de béisbol. Aún se desconoce la fecha en la que Shakira hará la mudanza a Miami, ya que depende también del estado de salud de su padre, William Mebarak, muy delicado a quien hace poco le han dado el alta de la clínica en la que estaba ingresado.

Tanto Shakira como Piqué quieren que sus hijos practiquen deporte con asiduidad. Piqué desveló hace unas días, en la entrevista que concedió al 'streamer' Ibai Llanos, que a sus hijos les apasiona el fútbol, pero bien es cierto que en Estados Unidos el 'soccer' –como se conoce allí al fútbol europeo– no tiene la implantación que tiene en el viejo continente. Para los pequeños no supone ningún problema, ya que para ellos no deja de ser un juego en el que se divierten y, además de realizar ejercicio físico, aprenden disciplina y a formar parte de un equipo, enseñanzas muy importantes en la educación.

En los acuerdos que Shakira y Piqué firmaron hace unos días, el aún jugador del F.C. Barcelona aceptó que la cantante se llevara a sus hijos a vivir a Miami. Piqué podrá disfrutar de sus hijos durante diez días cada mes, además de las vacaciones, puentes y otras festividades. La inesperada despedida de Piqué del deporte en activo iba, sin duda, en esa dirección. "Me siento liberado", dijo Gerard, y es que ahora tendrá disponibilidad absoluta para ir y volver de Miami siempre que lo desee para ser un padre presente con sus hijos como lo ha sido hasta ahora.