Marina está disfrutando al máximo de ‘La isla de las tentaciones’. Desde un primer momento se dejó llevar y dio rienda suelta a su pasión por Isaac. En ese momento dio por terminada su relación con Jesús, que a su vez continúa con su relación con Stefany en la villa. Por ahora Marina y Jesús solo saben el uno del otro por las imágenes que les ponen en las hogueras. Hasta el momento la andaluza no había mostrado ningún interés en saber algo más del que hasta que llegó al programa había sido su pareja durante años. Pero ahora algo ha cambiado.

Artículo relacionado

Marina ha visto cómo Diego ha pedido una hoguera de confrontación con Lola, y esto ha hecho que haya llegado a una conclusión. Al ver que el novio de Lola ha querido hablar con ella para pedir explicaciones y hablar sobre lo que ha ocurrido, a ella le gustaría que su exnovio hiciera lo mismo.

“Antes no quería y ahora tengo ganas de hablar con él”, ha reconocido. En su conversación con su compañera Lucía, la andaluza ha asegurado que le gustaría que Jesús pidiera una hoguera de confrontación.

MARINA la isla de las tentaciones
Mediaset

El hecho de que Jesús no haya dado señales de querer hablar con ella, a Marina le hace pensar que “ni le duele, ni no le duele. Me parece frío”. Además esto ha provocado que le entre la duda de que “los cinco años que me he pegado contigo, ¿de verdad me has querido?”. La gran incógnita que quiere resolver es “saber lo que ha sentido por mí y si lo que está sintiendo por esta tía es verdad o no”. Con esto, por primera vez se ha parado a pensar en la relación con la que llegó a ‘La isla de las tentaciones’ y son muchas las dudas que tiene pendientes de resolver. "Siento que me ha engañado durante cinco años, creo que cuando me vea en la hoguera final se me va a derrumbar", ha comentado sobre cómo cree que va a terminar todo esto.