La reina Letizia ha continuado este miércoles con la agenda de una de sus semanas más ajetreadas. Esta vez ha acudido en el madrileño parque de El Retiro a la Festividad del patrón de la Policía Municipal. La mujer de Felipe VI ha presidido el acto para el que ha vuelto a reciclar uno de sus looks preferidos. Si el martes sorprendió con su vestido blanco de Lola Di y ayer lo hizo con el vestido verde agua de Hugo Boss que tiene en varios colores, hoy no ha sido menos y ha acertado con una prenda que reúne algunos de sus favoritos en cuanto a estilismos se refiere.

Artículo relacionado

La reina Letizia ha recuperado de su armario el vestido rojo de la firma italiana Salvatore Ferragamo que estrenó en el año 2019. Una prenda con el que da un toque diferente a su estilo, ya que nada tiene que ver con las de silueta ajustada y mangas de tirantes, las que más acostumbra a lucir durante esta temporada. Este vestido camisero se caracteriza por ser de silueta fluida. Pese a que se ajusta en la cintura, el vuelo es el gran protagonista de la prenda y gracias a él consigue mucho movimiento. Además, tiene detalles tan originales como los fruncidos de las mangas tres cuartos y el drapeado.

Reina Letizia

La reina Letizia ha rescatado uno de sus vestidos rojos.

Gtres

Y si en este vestido midi ha apostado por lo seguro con su color favorito, en el peinado no ha sido menos. La reina Letizia ha optado hoy por su binomio ganador al combinar la ropa con un peinado con el que le ha dado un toque de lo más sofisticado. La mujer de Felipe VI, después de dos días con la melena suelta, hoy ha recogido su pelo en su moño bajo con el que va comodísima y elegante.

Reina Letizia

Así ha combinado la reina Letizia su vestido rojo camisero.

Gtres

En cuanto a cómo ha complementado el look, una vez más ha llevado unos salones en color beige. Este tono se ha convertido esta temporada en uno de sus favoritos para el calzado. Un color con el que deja todo el protagonismo a las prendas. Esta mañana también han llamado la atención sus joyas. Últimamente acostumbra a no darles relevancia, pero hoy ha hecho un cambio y ha llevado unos pendientes largos con toques en rojo que han acaparado las miradas. Y cómo no, no se ha despegado de su anillo de Karen Hallam.