Una boda tan mediática como la de Pilar Rubio y Sergio Ramos estuvo plagada de cosas curiosas y de un montón de anécdotas. El programa 'Socialité' desveló algunas de ellas, como que los recién casados se retiraron a dormir ¡a las diez de la mañana! En concreto, fue Pilar Rubio quien se acostó a esa hora, pero su recién estrenado marido se fue a dormir media hora antes, coincidiendo con la marcha del último de los invitados. Uno de ellos, que también se fue de la fiesta bastante tarde, fue Joaquín. El futbolista del Betis abandonó la finca sevillana de Sergio Ramos a las 7 de la mañana. A través de las redes sociales, pudimos verlo, agotado, sentado en el asiento trasero de un carrito de golf.

Artículo relacionado

Los recién casados recibieron a sus invitados a bordo de un dragón que bajó de las alturas al ritmo de 'The Final Countdown', el éxito ochentero del grupo Europe, que fue otra de las sorpresas de la fiesta. Europe (AC/DC no pudo ser) cantó en vivo en la fiesta seis temas. Niña Pastori, que ya había cantado en la catedral, Antonio Carmona o el Dj Gianlucha Vacci también pusieron la nota musical a la boda del año, con permiso de Belén Esteban, que se casa el próximo sábado. Y si de sorpresas se trata, Alejandro Sanz también sorprendió a los novios con un vídeo en el que cantó tres temas especialmente dedicados a la feliz pareja.

El banquete nupcial, servido por el chef Dani García, con tres estrellas michelin, consistió en salpicón de marisco, rape, hamburguesas y espaguetis, de modo que nadie se quedó con hambre y contentó a aquellos que comen carne, pescado e, incluso, a quienes no comen ni carne ni pescado. El postre guardaba otra de las sorpresas ya que venía dentro de un unicornio, el 'leiv motif' de la boda.