Apenas un mes después de su boda de ensueño en Gran Canaria y sin tiempo para la luna de miel (al menos por el momento), Jesé Rodríguez y Aurah Ruiz han iniciado su nueva vida en Turquía cargados de ilusión después de que el futbolista fichara por el MKE Ankaragücü de la Superliga turca. El primero en viajar fue el deportista para afrontar sus compromisos profesionales con su nuevo equipo mientras que la influencer va y viene para dejarlo todo a punto mientras su hijo Nyan disfruta de un campamento de verano.

Artículo recomendado

Palabra de honor, de corte sirena y repleto de encaje: Aurah Ruiz enseña su segundo (y sexy) vestido de novia

Palabra de honor, de corte sirena y repleto de encaje: Aurah Ruiz enseña su segundo (y sexy) vestido de novia

"Mi vida está cambiando de una forma radical", anunciaba Aurah en su último capítulo de Mtmad. El feliz matrimonio ya ha encontrado casa y no puede estar más feliz: "Nos encanta", escribía la influencer en Instagram junto a lo que parece una de las alfombras de su nuevo hogar. Por el momento, la joven ha preferido no dar más detalles al respecto porque está inmersa en la mudanza y la decoración de este casoplón situado en una de las zonas más exclusivas de Ankara.

Aurah Ruiz

Aurah Ruiz estrena casa en Turquía

Instagram @aurah.ruiz

Ha sido la propia Aurah quien se ha encargado de la elección del inmueble y en cuanto esté todo listo se instalará por completo en Turquía junto a Jesé y su hijo, una mudanza que se retrasará al menos hasta el próximo mes de septiembre. La enfermedad del pequeño le impide por el momento viajar al país turco y es que tal y como ha explicado su popular mamá en Mtmad "antes necesita unos días de hospitalización".

Artículo recomendado

Aurah Ruiz llega a Turquía para vivir junto a Jesé Rodríguez y cuenta sus primeras sensaciones de la mudanza

Aurah Ruiz llega a Turquía para vivir junto a Jesé Rodríguez y cuenta sus primeras sensaciones de la mudanza

Esta no es la primera vez que Aurah sigue los pasos de Jesé fuera de España. Nos tenemos que remontar al año 2016, cuando acababan de iniciar su romance y el futbolista fichó por el Paris Saint Germain. Allí pasaron meses felices con la llegada de su hijo hasta que la pareja decidió emprender rumbos por separado. Esta vez todo promete ser muy diferente, los recién casados han hecho borrón y cuenta nueva y solo piensan en disfrutar juntos de todo lo bueno que está por venir.