Lo que nos va a costar a los españoles que Iñaki Urdangarin pase cuatro días con su familia estas Navidades, tal como acaban de concederle; un promedio de media docena de escoltas cada día como protección para el ex duque de Palma, su mujer y sus hijos durante su permiso y la estancia de su familia en nuestro país; funcionarios que cobrarán un plus de dedicación exclusiva, dietas y desplazamientos ¡que salen de nuestros impuestos, claro está!

Artículo relacionado

¡Varias decenas de miles de euros! No se trata de un favor especial, sino de la protección establecida para la hermana del jefe del estado, su cuñado y sus sobrinos siempre que estén en España. ¡Y que nadie se escandalice porque en La Pleta de Baqueira, por ejemplo, hay un destacamento permanente de guardias civiles, cuando la ocupación anual de la casa no sobrepasa el par de semanas!