Se casaron hace tan solo cinco años aunque llevaban juntos muchos más. La separación de Sonsoles Suárez, hija del desaparecido expresidente Adolfo Suárez, y Paulo Wilson nos ha pillado desprevenidos. Después de dos décadas y de haber querido formalizar su relación, pensábamos que lo suyo iba ya a durar para siempre. Pero parece que nos equivocábamos. Eso sí, por lo que se ha filtrado, ha sido una cosa consensuada entre ambos y sin la presencia de terceras personas.

Artículo relacionado

Veinte años juntos ha sido tiempo suficiente para que Sonsoles Suárez y su pareja, el DJ Paulo Wilson hayan decidido poner punto y final a su relación. Tal y como ha desvelado Vanitatis, la pareja rompió hace ya unos meses, aunque comunicaron la noticia tan solo a algunos allegados, pues siempre han sido muy celoso de su intimidad. Por lo que publica el digital, no ha habido terceras personas.

Con todo, también indican que ambos habrían ya rehecho su vida. Según algunos testimonios, se habría visto tanto a la hija del expresidente Suárez como a su ya expareja acompañados de otras personas. Algo que evidencia que la decisión está tomada desde hace tiempo. Contando que estuvieron catorce años juntos antes de dar el paso para casarse en una ceremonia civil, está claro que cualquier otro escenario lo deben haber tenido muy meditado.

Esta era la segunda boda por la que pasaba Sonsoles tras haberse casado, casi fugazmente, con Pocholo Martínez-Bordiú. Fue en 2992 y estuvieron juntos tan solo dos años. Puede que esta mala experiencia fuese condicionante para que la hija del expresidente decidiese tomarse las cosas con Paulo con mucha más calma. Ahora, en esta recién estrenada soltería, les deseamos mucho ánimo a ambos. Las decisiones, aunque difíciles, seguro que son para bien.