Lo ha tenido que contar. Jorge Javier Vázquez no daba crédito a lo que había soltado Kiko Hernández a Belén Esteban. Más que el qué, el cómo, porque lo ha hecho sin despeinarse. Suerte que entre ambos colaboradores existe una grandísima amistad y todo se ha quedado en una broma para 'picar' un poco a su compañera y que ha arrancado sonoras carcajadas en plató.

'Sálvame' se encontraba inmerso en analizar los momentos destacados de 'Límite 48 Horas'. Sofía Suescun y Alejandro Albalá habían recibido las visitas de sus madres, Mayte Galdeano y Paz Guerra. Durante la emisión de los resúmenes de sus intervenciones en GH DÚO, la audiencia no podía ver lo que se estaba desarrollando en plató y que ha dejado pasmado al presentador.

Artículo relacionado

Jorge volvía a dar la bienvenida a la audiencia, divertido y con muchísimas ganas de contarlo, pero necesitaba el permiso de Belén, que no estaba mucho por la labor. "¿Lo puedo contar? Solo lo contaré si me dejas", le preguntaba. En el rostro del público y de algunos colaboradores se dibujaba un interrogante. Y es que había sucedido todo de manera tan discreta...

Durante el vídeo de Sofía y Mayte, Belén hacía un agudo comentario en voz alta: "Lo que necesita es un sopapo de humildad. Pero tanto ella como la madre". Pero para incisivo, Kiko, que le replicaba por 'lo bajini' y con el rostro imperturbable: "Por esa regla de tres, tampoco habrías ganado tú". Belén se ha 'picado' y, tal como ha contado Jorge, "ha soltado un '¡No me toquéis los COJO...! ¡No empecemos!". Los dos colaboradores no han podido contener las risas y Belén ha aprovechado al final para 'tirársela', con mucha guasa, al presentador: "Tú no me defendiste, solo al final, porque no te quedaba otra. ¡Ya era el último día!".