Una llamada de auxilio y una joven desesperada. Todo vuelve a precipitarse en el entorno de Rocío Flores. La hija de Antonio David y Rocío Carrasco daba un paso al frente y reaparecía ante las cámaras tras muchas semanas en silencio. Su lejanía de la televisión se rompía por un motivo de peso: no puede más. Los rumores que rodean el matrimonio de su padre con Olga Moreno han hecho que vuelvan los fantasmas de su pasado. “Me niego a que mi hermana se críe en una familia desestructurada como yo”, afirmaba desesperada. Para la nieta de la mas grande, pasar por una segunda separación sería, posiblemente, un trago demasiado grande…

Artículo relacionado

La vida de Antonio David y Olga Moreno ha dado un giro que nadie podía haber imaginado. Al menos, no de la forma y con la rapidez que lo ha hecho. El ex de Rocío Carrasco volvía a la que fue su profesión gracias al fichaje de ‘GH VIP’. Un paso adelante que volvía a situarle en el disparadero y que, de rebote, hacía que su familia cobrase una notoriedad que llevaba tiempo evitando. Sus hijos, sí, pero también su pareja. Olga se convertía en su defensora más discreta y cosechaba el cariño del público. Una historia de amor que dura ya veinte años y que ha encontrado en esta nueva vida del ex guardia civil el bache que no esperaban.

Los constantes rumores y supuestos testimonios de presuntas infidelidades del colaborador han hecho que hasta su hija Rocío dé un golpe en la mesa. No puede más. El sufrimiento que le está generando esta situación a Olga, su segunda madre, ha llevado a la joven al límite. En su cabeza, probablemente, el sufrimiento propio tras la separación de sus padres y la marcha a casa de su padre. “¿Que tenga que estar en mi casa Olga destrozada y mi padre con el alma partida? No estoy dispuesta”, zanja en directo en ‘Sálvame’. Rocío va a hacer todo para que la historia no se repita.

Olga Moreno y Rocío Flores

Muy unida y preocupada por Olga

La complicidad entre Rocío y Olga ha quedado más que demostrada en numerosas ocasiones. La actual pareja de Antonio David siente a los hijos de su marido como propios y estos la ven como una segunda madre. Ha estado ahí en los peores momentos y entre todos han remado para que familia no se hundiese. Un vínculo tan intenso que hace insoportable la tensión que viven actualmente. “La que me duele es la que esta ahí arriba (Olga) que es la que me ha criado le pese a quien le pese”, exclamaba desesperada en su última aparición.

La ruptura de Antonio David y Rocío Carrasco no fue sencilla. Así ha quedado demostrado a lo largo de los años, enfrentamiento tras enfrentamiento, y los que más sufrieron fueron, sin duda, los hijos de la pareja. Luego llegó la distancia con su madre y el silencio. Una relación rota que pesa mucho a Rocío Flores -no escatimó en llamadas de atención a su madre durante ‘Supervivientes’-. Desde luego, la hija de Antonio David no está dispuesta a revivir lo mismo. Si ya perdió a una madre, no puede perder otra.

Por suerte, parece que las cosas van cogiendo su camino, a tenor de las palabras tranquilizares del hoy colaborador de ‘Sálvame’. Lo principal para Antonio David son sus hijos y no está dispuesto a que vuelvan a estar en la palestra.