Rocío Flores ya llevaba comentando a sus seguidores desde hace varios días que no se encontraba nada bien: "No he podido hacer vídeos ni fotos porque me ha dado un pequeño mareo y me he tenido que tumbar", contaba. Un llamativo malestar que le obligaban a cancelar los planes que tenía previstos con sus hermanos hasta que hoy ha decidido ir de urgencias al hospital: "Estuve súper desconectada... Me encuentro fatal, hoy ya no puedo ni tragar", escribía la joven junto a una imagen en la que aparece tumbada sobre el sofá de su casa a la vez que oculta su rostro con un filtro.

Artículo recomendado

Conguitos, pan de pipas, tomate... El carro de la compra de Rocío Flores a examen

Conguitos, pan de pipas, tomate... El carro de la compra de Rocío Flores a examen

Aunque ha querido alargar su visita al médico, ha pasado tan mala noche que anunciaba su inminente visita al centro médico: "Voy a vestirme y voy al hospital a que me vean", explicaba restando importancia a la situación con varios emojis a través de los cuales dejaba entrever que confiaba en que todo se quedara en un susto. "La historia de mis mareos ya os la cuento en otro momento que me encuentre mejor (...) Creo que he caído. Tenía mucho frío y me he dado una ducha de agua hirviendo. Me quería dormir pronto, pero es imposible en mí", señalaba.

Rocío Flores

Rocío Flores pasa una mala noche y termina en el hospital

Instagram @rotrece

El descenso de temperaturas de manera radical ha provocado que muchos de nuestros famosos hayan caído enfermos: Laura Matamoros, Laura Escanes o Nagore Robles son solo algunos de ellos. Una larga lista de la que tampoco se ha librado Rocío Flores.

Artículo recomendado

Rocío Flores actualiza un pantalón culotte básico y crop top con kimono: un perfecto look navideño

Rocío Flores actualiza un pantalón culotte básico y crop top con kimono: un perfecto look navideño

Rocío Flores se vuelca en su faceta como influencer

Parece que la televisión es pasado en la vida de Rocío Flores. "Me toca pensar en mí, quiero ir despacio. Necesito estar tranquila", declaraba hace solo unas semanas cuando fue preguntada por sus posibles proyectos en la pequeña pantalla. Con más de 780.000 seguidores en Instagram, la hija de Rocío Carrasco ha decidido centrarse en su faceta como influencer, así como en su formación en Marketing y Publicidad, dos cosas que le hacen muy feliz y que, además, le ayudan a adquirir los suficientes ingresos económicos para vivir desahogadamente en Málaga.