Ha sido uno de los nombres habituales de la crónica rosa. Tras el fallecimiento de Rocío Jurado, eran muchos los relacionados con la cantante los que daban un paso adelante para sacar a relucir los trapos sucios de la familia Mohedano. Entre ellos, apareció José María Franco, el que fuese chófer de la tonadillera y que pasó a erigirse en enemigo declarado de los familiares de la cantante. Ahora, debido a una polémica que ha estallado entre Antonio David y Lydia Lozano, su nombre ha vuelto a sonar en los platós.

Artículo relacionado

José María Franco se ha enfrentado, en numerosas ocasiones, a los descendientes y herederos de Rocío Jurado. El que, en su momento, ejerció como chófer de la cantante, arremetía con fuerza contra Rocío Carrasco, Amador Mohedano, Rosa Benito y casi cualquiera que hubiese tenido contacto con la desaparecido intérprete. Una serie de enfrentamientos que llenaron horas de directo y que, en algún caso, acabaron en sede judicial.

De nuevo de actualidad

Una información de Lydia Lozano que apuntaba a que Rocío Carrasco y su hija Rocío Flores habrían tenido un contacto recientemente despertaba el enfado tanto de la propia joven como de su padre, Antonio David. El ex guardia civil reprochaba a su compañera de ‘Sálvame’ la actitud que estaba teniendo y no haberle consultado antes esta supuesta conversación que la propia Rocío Flores ha desmentido.

Con el paso de los días y desde ‘Sálvame’, se ha señalado a José María Franco y su hija Elsa como supuestos orígenes de la información que manejaba Lydia. El exchófer, según explicaban los colaboradores, podría haber sido la fuente que habría filtrado todo a Lozano. Extremo que esta ha negado y que, por el momento, nadie más de los implicados ha confirmado.

Enfrentado con Rocío Carrasco y Rosa Benito

Franco fue, durante mucho tiempo, una presencia habitual en los programas de televisión cuando se trataban temas relacionados con los Mohedano. El exchófer no dudó en señalar, en diversas ocasiones, directamente a la hija mayor de la desaparecida cantante hasta el nivel que esta terminó llevándole ante la justicia -aunque con un resultado favorable para Franco-. También, en una de sus últimas apariciones, terminó encarándose con Rosa Benito.

La entonces colaboradora de ‘Sálvame’ no duda en plantarse ante el exchofer de su cuñada para afearle todos los comentarios y referencias que hacía hacia su hija Rosario, su sobrina Rocío y los demás miembros de su familia.