Tras varios meses alejada de la televisión, Paz Padilla rompía su silencio el pasado 5 de septiembre en ‘Sábado Deluxe’ para dar una lección de amor y vida a todos. La presentadora habló abiertamente sobre la pérdida de su marido, Antonio Juan Vidal, quien falleció el pasado mes de julio víctima de un cáncer a los 53 años.

Artículo relacionado

Paz Padilla se ha sincerado sobre cómo ha sido el duro proceso, un duelo que ella sigue viviendo y aceptando, pero del que ya se siente en otra fase. Un día después de su reaparición en televisión, la actriz de 'La que se avecina' también ha querido echar mano de su perfil de Instagram para dar las gracias a todos por los bonitos mensajes que ha recibido tras su vuelta a la pequeña pantalla.

Paz Padilla ha compartido este pasado domingo 6 de septiembre un bonito vídeo en su perfil de Instagram en el que aparece paseando en mitad de la naturaleza. Junto a las imágenes, la presentadora de ‘Sálvame’ ha querido dejar claro que todavía sigue aprendiendo a caminar sola tras perder al amor de su vida, Antonio Juan Vidal.

Aprendiendo a caminar sola observando la belleza que me rodea, #suiza gracias a los miles de mensajes que escribisteis, mi única intención ayer fue mostrar lo que me ha ayudado, gracias por entenderlo y deseo que tengáis mucho amor en vuestras vidas”, ha asegurado Paz Padilla en la publicación.

Artículo relacionado

Vuelve a la televisión

Mes y medio después de decir adiós al amor de su vida, Paz Padilla volvió a televisión el pasado sábado 5 de septiembre. La presentadora habló sobre todo el proceso de la enfermedad de su marido y de lo mucho que ha aprendido en su despedida. “Si algo he aprendido en este proceso de despedida y acompañamiento de Antonio es que lo amaba con locura, lo sigo amando y lo amaré, lo único que me ha dejado es amor. Lo único que perdura es el amor”, aseguraba la también actriz, que sentenciaba: “No se ha muerto mi marido, se ha muerto mi alma gemela, el amor de mi vida. Es lo único que le he podido dar. Amor del bueno. Le decía te quiero y gracias 24 horas al día”.