¡Adiós vacaciones! Después de disfrutar de unos días mágicos en Maldivas,Laura Escanes y Risto Mejide han retomado sus obligaciones pero no han sido los únicos. Esta misma mañana era su hija Roma, de un año y medio, quien iniciaba con una enorme ilusión el nuevo curso. Ha sido la influencer, algo más recuperada del bache anímico que sufrió hace unas semanas, quien ha compartido a través de su perfil de Instagram este momento tan especial.

Artículo relacionado

La pareja ha querido hacer una pequeña adaptación y este lunes enseñaban a Roma cuál sería su colegio y quién sería su nueva profesora, la pequeña no podía estar más feliz, tanto que según contó Laura Escanes no quería salir del centro escolar: "Está feliz, no quería volver a casa", contaba.

En el vídeo que ha compartido la catalana se puede ver a Roma de la mano de Risto Mejide mientras caminan hacia la escuela infantil. La pequeña, que llevaba una mochila con su nombre serigrafiado estaba muy emocionada y no dejaba de hablar con el presentador. A juzgar por los emojis emocionado que ha elegido Laura Escanes para la publicación, ella lo ha pasado algo peor que su hija.

Risto Mejide y Roma

Risto Mejide acompaña a su hija Roma en su primer día de cole

Instagram @lauraescanes

Fue el pasado mes de febrero cuando Laura y Risto decidieron llevar a Roma a la escuela infantil para que así la influencer pudiera dedicarse más tiempo a sí misma, algo que casi había olvidado. Aunque la popular mamá derramó alguna que otra lágrima, la niña se adaptó a las mil maravillas: "Es un grupo de niños pequeño y ya tiene su mejor amiga. Va y vuelve super contenta y feliz", contaba la catalana por aquel entonces.

En apenas un mes, el matrimonio celebrará el segundo cumpleaños de Roma, una niña que ha sido una auténtica revolución para la pareja. Eso sí, por el momento no hay planes de ampliar la familia.