“Lo que me gusta de Rubén es que es un hombre”, ha repetido en varias ocasiones Fani en ‘La isla de las tentaciones’. Durante el programa de este jueves en Telecinco, la comercia ha visto cómo ha pasado los últimos días Christofer y el balance que ha hecho el chileno de su infidelidad. “Se me ha caído al vida de un día para otro”, ha contado. Después, se ha negado a ver vídeos de su chica. “No tengo cuerpo, no me sale”, ha confesado.

Artículo relacionado

Fani ha reflexionado sobre el tema, además se ha llevado una sorpresa, Chris no le ha grabado un vídeo como sí han hecho el resto chicas -excepto Fiama, que ha querido darle así una lección a Álex Bueno-. “Me da pena, pero con la pena ni se come ni se vive. Me gusta Rubén y no me puedo contener”, se ha excusado ante la atenta mirada de Mónica Naranjo y sus compañeras.

“¿Es un principio de amor?”, le ha preguntado la presentadora. Y Fani tiene muy claro que lo que tiene con Rubén es carnal y que le gustaría volver a tener esa pasión con la pareja con la que lleva siete años de relación.”No, pero me gustaría que esto me hubiera pasado con Christofer”, ha respondido.

Para que su amor sea como el de antes, Fani necesita que Christofer se convierta en el álter ego de Rubén (o al menos que se le parezca en el carácter). “[Christofer] tiene que cambiar. Él no está analizando el porqué de la situación.Quiero que los dos nos demos cuenta de lo que necesitamos en la relación”.

Fani, teniendo sexo con Rubén en 'La isla de las tentaciones'

Más tarde, ha vuelto a incidir en que el carácter de su chico no le gusta. “Quiero que cambie. Sigue siendo un niño y necesita madurar. No puedo ser su madre”.

¿La conclusión de Fani? Su amor por Chris hace aguas. “Mi relación con él corre peligro. Creo que cuando nos juntemos él será cuando diga que me tiene que hacer revivir”. Eso sí, de momento se ha dispuesto disfrutar de la villa, de la isla y de la atracción por Rubén, con quien ya ha tenido sexo.