"Voy a hablar y nadie sabe lo que voy a decir", anunciaba Ana María Aldón hace solo unas horas. Cansado de estar en boca de todos, José Ortega Cano rompía su silencio este sábado a través de una conexión telefónica con el programa 'Ya es verano'. Aunque el objetivo principal del diestro era desmentir las últimas informaciones que había vertido Kiko Jiménez no ha dudado en dejar un recado a su todavía mujer.

Artículo recomendado

El mensaje bomba de Ana María Aldón, ¿una nueva pulla a su marido, José Ortega Cano?

El mensaje bomba de Ana María Aldón, ¿una nueva pulla a su marido, José Ortega Cano?

"Lo que tenga que ser será pero no lo voy a publicar. Eso se queda entre ella y yo", manifestaba visiblemente nervioso cuando era preguntado por la situación actual de su matrimonio. José Ortega Cano ha querido dejar claro que existe una conversación pendiente con Ana María Aldón pero ha aprovechado para hacerle una petición de manera pública: "Hay que ser transparente en la vida y yo lo que pido es que ella sea transparente tal y como yo lo he sido", sentenciaba el torero dejando entrever su malestar por cómo la diseñadora está gestionando la separación. ¿Cómo recibirá la diseñadora el mensaje del padre de su hijo?¿Es el punto final a su matrimonio?

Será este domingo cuando la también colaboradora de televisión tenga la oportunidad de responder a su marido desde el mismo programa y hacer frente a todas las polémicas. Ana María Aldón ha recuperado las ganas y no piensa dejarse amedrentar por nadie.

José Ortega Cano estalla contra Kiko Jiménez

Kiko Jiménez ha vuelto a iniciar una nueva guerra contra Gloria Camila que afecta directamente a Ana María Aldón y José Ortega Cano. Lejos de mantener silencio, el torero ha anunciado que ya ha emprendido medidas legales contra el colaborador: "Todo lo que dijo es mentira, es falso (...) Todo esto está en manos de mi abogado y se actuará en consecuencia de la justicia", exponía.

Ortega Cano no oculta que tanto él como toda su familia lo están pasando realmente mal: "Es muy fácil echar por tierra la vida de toda una familia. Espero y deseo que se nos respete. (...) No ha habido ninguna reunión para nada, eso es falso. Estamos sufriendo demasiado ya, que nos dejen vivir.