Entre peleas, nuevas amistades y alguna que otra traición, la historia de amor entre Adara y Gianmarco se ha convertido en la gran 'carpeta' de esta edición de GH VIP 7. Aunque la protagonista no conoce la gran repercusión que han tenido sus sentimientos fuera de la casa, sabe perfectamente qué quiere para el nuevo año y eso pasa por "ser feliz y vivir", seguramente al lado del italiano.

Aunque le ha costado dar el paso, Adara ya grita a los cuatro vientos los fuertes sentimientos que siente por su compañero del que reconoce estar profundamente enamorada. Al otro lado de esta bonita historia se encuentra Hugo Sierra, el padre de su hijo, quien ya ha dado carpetazo a una posible reconciliación con ella.

Artículo relacionado

Adara y Gianmarco beso

A escasas horas de la final, Adara ha escrito un último blog dedicado a Gianmarco. La joven recuerda con una profunda emoción cuál ha sido el mejor momento de su paso por el reality: "Cuando ya pensaba que 'Gran Hermano' no podía superarse... Llegas a la casa para quedarte a dormir. Fue una noche increíble y súper bonita que jamás olvidaré. Sentí como si estuviéramos solos tú y yo, me perdí en tu mirada como si nada a nuestro alrededor existiera", escribía la joven de esa 'noche de película' en la que la pareja se dio su primer beso.

Pero por si todavía le quedara alguna duda al italiano, Adara ha expuesto cuales son sus verdaderos sentimientos: "Se me acelera el corazón cada vez que me besas y me tocas el pelo", reconocía a la vez que mostraba su deseo de volver a verle cuanto antes.

Esta misma noche todos seremos testigo del esperado reencuentro entre ellos. ¿Habrá beso? Eso solo depende de ellos, pero a juzgar por los comentarios de la concursante a ella no le importaría en absoluto.