El podcast XRey ha contado en su noveno capítulo con un invitado de excepción como responsable de continuar diseccionando la figura de don Juan Carlos. Y ha sido nada más y nada menos que Álvaro de Orleans, primo del rey emérito, quien actualmente residente en Ginebra.

Artículo relacionado

La amistosa relación entre ambos se forjaba cuando el noble empezó a frecuentar España como aficionado al vuelo deportivo y futuro presidente del Real Aero Club de España. Así, De Orleans se convirtió en el gran asesor tecnológico del ahora emérito, hasta el punto de que asegura que fue él quien le enseñó a usar Internet. Fue también por entonces cuando reconoce que se dio cuenta de que el rey estaba "involucrado en una pasión muy fuerte" con Corinna zu Sayn-Wittgenstein-Sayn. Una pasión "fuera de lo normal".

Juan Carlos y Sofía
Gtres

"Al ser mi primo, me callé ciertas cosas", reconoce el aristócrata ante el micrófono de investigación de Álvaro de Cózar (dirigido por Toni Garrido y con la colaboración de Eva Lamarca). Entre ellos hubo mucha confianza y complicidad, y se contaron temas tan variopintos como personales. Sin embargo, no ha negado una relación que él mismo consideraba "tóxica" entre Juan Carlos y Corinna. "Era una combinación que a mí me daba escalofríos (...). Me di cuenta pronto de que esto podía terminar muy mal", asegura.

Álvaro de Orleans se sumó así a las personas de confianza del esposo dela reina Sofía que le advertían la incompatibilidad de sus funciones y su vida privada. "Mira lo que estás haciendo, por favor. No soy nadie para decirle al rey lo que tiene que hacer, pero tal vez a mi primo...", reconoce en el podcast.