El 4 de agosto Meghan Markle cumple 38 años. Este será un cumpleaños muy especial para la duquesa de Sussex ya que será el primero como mamá. Hay alguien que le está ayudando a organizar la fiesta para que no falte ningún detalle. La reina Isabel II está volcada en los preparativos del evento.

Artículo relacionado

La celebración tendrá lugar en Balmoral, la residencia de verano de la soberana británica. La monarca ha invitado a Harry, Meghan y Archie a pasar allí unos días, haciendo coincidir la estancia con el aniversario de la duquesa de Sussex.

La fiesta será de lo más tradicional. Isabel II está preparando una merienda en la que no faltará el té y una buena tarta. De momento no se sabe de qué sabor será, pero teniendo en cuenta que la favorita de la reina es la tarta de galleta de chocolate, no sería de extrañar que escogiera esta.

En cuanto a los invitados al cumpleaños está previsto que el príncipe Carlos y Camila Parker Bowles estén en el homenaje a su nuera. De momento se desconoce si los duques de Cambridge y sus hijos estarán el 4 de agosto en Balmoral.

Para que la estancia de los duques de Sussex y su hijo en el castillo sea lo más cómoda posible, Isabel II cerrará una parte de la vivienda para que solo ellos hagan uso de esa zona. Teniendo en cuenta que este es el primer verano que Meghan pasa unos días en la residencia escocesa y la predilección que la abuela de su marido tiene por ella, están intentando que todo salga a la perfección.

Este será un cumpleaños muy diferente al del año pasado, el primero como casada con Harry. La pareja lo pasó lejos de la familia, en la boda de uno de los mejores amigos del duque de Sussex.