El príncipe Harry ha vuelto a hablar. A punto de estrenar su nueva docuserie junto a Oprah Winfrey, el duque de Sussex ha participado en un podcast dirigido por el presentador Dax Shepard. Una entrevista en la que, lejos de intentar pasar de puntillas por los temas más peliagudos, ha desvelado algunos de los detalles mejor guardados de su salida de la casa real británica.

Muy sincero, el príncipe Harry ha hablado sobre cómo se fraguó su salida de la casa real británica. Es más, el duque de Sussex ha llegado a comparar su vida dentro de la casa real británica con la película El show de Truman, en la que el protagonista vive sin saberlo en un programa. “Es una mezcla entre El show de Truman y vivir en un zoológico”, ha asegurado.

Artículo relacionado

Además, aunque siempre se ha culpado a Meghan Markle de que decidiera dejar la familia real británica, el príncipe Harry ha asegurado que, desde los 20 años, no quiere formar parte de la familia real británica por lo que le paso a su madre, la princesa Diana de Gales. “Tenía poco más de 20 años y pensaba que no quería este trabajo, no quería estar ahí. No quería estar haciendo eso. Mire lo que le hizo a mi mamá. Cómo voy a sentarme y tener una esposa y una familia cuando sé que va a pasar de nuevo”, ha afirmado.

No obstante, el príncipe Harry continuó trabajando hasta que conoció a Meghan Markle: “Es el trabajo, ¿verdad? Sonríe y aguanta. Manos a la obra”. Sin embargo, con la llegada de la exactriz todo cambió. La duquesa de Sussex le aconsejó ir a terapia debido a que siempre se encontraba enfadado con su trabajo. Un momento que se encuentra entre los tres en los que se sintió completamente indefenso dentro de la casa real.

Meghan Harry

Meghan Markle y el príncipe Harry, en un acto en marzo de 2019

GTRES

"Hubo tres momentos importantes en los que me sentí completamente indefenso [como miembro de la realeza], uno cuando era un niño en la parte trasera de un automóvil con mi madre siendo perseguida por un paparazzi, dos en Afganistán en un helicóptero apache y luego el tercero estaba con mi esposa [teniendo la conversación sobre la terapia] “, ha afirmado.

Durante esa conversación, Meghan pronunció una frase que fue el punto de inflexión para que terminara dejando la casa real británica: “No necesitas ser una princesa, puedes crear tu propia vida mejor que cualquier princesa”.

Artículo relacionado

El príncipe Harry, además, ha desvelado cómo fue la primera vez que Meghan Markle se desplazó a Reino Unido. Para evitar que los fotografiaran juntos, fueron a un supermercado a hacer la compra, pero la hicieron por separado, como si no se conocieran y con mensajes de texto en los que se enviaban lo que tenían que coger.

Una presión mediática de la que considera que se ha librado en Los Ángeles. El príncipe Harry ha asegurado que en Estados Unidos disfruta de más libertad que le permite incluso ir en bicicleta con su hijo sin que nadie lo fotografía: “Solo porque soy una persona muy conocida en el Reino Unido, no puedo salir”.